Son varios los métodos que pueden ser utilizados en tu ordenador para girar la pantalla del sistema operativo Windows. Aunque no es una práctica habitual, puede que necesites rotarla si trabajas con un portátil convertible 360º o un equipo de los denominados 2 en 1.

El giro de la pantalla en Windows 10 es una acción que estos equipos avanzados ofrecen de serie. Sin embargo, es posible que por algún motivo se te haya desconfigurado de tu equipo, de manera que tengas que recurrir a forzarlo manualmente para conseguir dicho fin.

La primera forma que puedes probar a girar la pantalla de tu ordenador portátil o PC es mediante un atajo de teclado. Si esto funciona o no, dependerá del hardware y software del equipo. Algunos programas controladores de la tarjeta gráfica, permiten fijar teclas de acceso rápido.

Sin embargo, la falta de una opción de tecla de acceso rápido podría deberse a que no tienes instalado el software. Por ejemplo, el ‘Panel de control de gráficos’ de Intel debe instalarse si cuentas en tu configuración con alguna gráfica Intel HD.

En este artículo te explicamos cómo conocer las especificaciones de tu ordenador siguiendo unos sencillos pasos. Así podrás saber qué procesador, gráfica, disco duro o memoria tiene tu equipo o portátil.

El otro método necesita que accedas al ‘Panel de control’ de tu ordenador para cambiar la orientación, lo que podría ser algo molesto si el giro de la pantalla de horizontal a vertical (y viceversa) lo llevas a cabo de manera habitual.

Antes de entrar en detalle de cada modalidad de gráfica, conviene que sepas que en ocasiones los portátiles detectan mediante sensores el giro del mismo para ofrecer la visualización de uno u otro modo.

Puedes forzar el portátil para que cambie automáticamente. Si este movimiento no funciona, entonces debes pasar a utilizar los ajustes que ofrece el propio sistema operativo Windows.

Girar la pantalla usando la configuración de pantalla de Windows

La forma más rápida de rotar la pantalla en Windows es hacer clic en el botón derecho de tu ratón sobre cualquier parte de tu escritorio y elegir ‘Configuración de pantalla’.

Puedes alternar entre el formato vertical y horizontal a través del menú desplegable de ‘Orientación’, de manera que no podría ser más sencillo. En versiones de Windows anteriores (Windows 7 u 8), haz clic con el botón derecho y selecciona ‘Resolución de pantalla’.

En este artículo te mostramos cómo girar la pantalla en Windows 7, 8 y 10 para que puedas colocar tu monitor en el modo de visualización que prefieras.

A continuación, verás un gráfico como el que se muestra en la imagen, con la disposición de los monitores conectados al ordenador. Puedes hacer clic en una de las pantallas para seleccionarla o arrastrarla a la posición deseada.

Si trabajas con doble monitor o pantalla, puedes utilizar el botón de ‘Identificar’ para que los números gigantes aparezcan visualizados en cada monitor indicando quién es quién.

Girar la pantalla con gráficos Intel

En un equipo portátil u ordenador equipado con chip de gráficos Intel, rotar la pantalla o el monitor externo conectado a través de un puerto HDMI es tan simple como elegir la orientación que deseas en el propio menú desplegable. 

Aquí te mostramos cómo establecer una tarjeta gráfica en modo predeterminada, algo muy útil si resulta que tu portátil dispone tanto de gráficos dedicados como integrados.

Rotar la pantalla con gráficos Nvidia

Si resulta que tu ordenador dispone de una gráfica Nvidia, verás una opción al iniciar el ‘Panel de control’ de la gráfica Nvidia al hacer clic con el botón derecho del ratón sobre el escritorio. Elige entonces la opción de ‘Resolución de pantalla’.

En el menú de la izquierda elige ‘Girar pantalla’. Si ves un mensaje que dice que no puede girarse la pantalla con 3D estereoscópico habilitado, haz clic en el enlace y desmarca ‘Habilitar 3D estereoscópico’. Vuelve a intentar el paso anterior para conseguir la rotación.

Girar la pantalla con gráficos AMD

Si cuentas con una tarjeta gráfica de AMD, debes valerte de los controladores Catalyst Control Center accesibles también al hacer clic en cualquier parte del escritorio a través del botón derecho del ratón.

Busca la opción de rotación que puede encontrarse bajo diferentes apartados según la antigüedad de tu gráfica. En las versiones más recientes la encontrarás dentro de ‘Tareas de visualización comunes’. Una imagen te mostrará las posibilidades de giro admitidas.

Ahora que ya sabes manejar los formatos de visualización, echa un vistazo a este artículo donde te ofrecemos las mejores tarjetas gráficas para PC en las que imperan los modelos RTX.