Los Google Pixel 2 y Pixel 2 XL obtuvieron muy buenas críticas a finales de 2017, especialmente por su excelente software y calidad de sus cámaras. Pero estos modelos pecaban de un aspecto: la carga inalámbrica que sí adoptaron la generación del Pixel 3 y 3 XL.

Aunque no es tan relevante como parece, es algo que han adoptado las grandes marcas en sus modelos de smartphone considerados premium. Y a decir verdad, una vez que te acostumbras a utilizarlo, lo echarás en falta en aquellos teléfonos que no lo soportan.

Hace que la carga de la batería sea tan fácil como apoyar el teléfono sobre una base sin tener que buscar el cable correcto o una toma de USB. De esta forma, hemos buscado entre las soluciones del mercado para ofrecerte la posibilidad de añadir a los Pixel 2 y Pixel 2 XL esta posibilidad de carga inalámbrica.

Consulta aquí las especificaciones que tiene el terminal Google Pixel 2 así como sus precios, aprovechando que todavía puedes encontrarlo a la venta.

Agregar carga inalámbrica al Pixel 2 y Pixel 2 XL

Para habilitar la opción de carga inalámbrica en estos terminales, necesitarás de un par de accesorios económicos. Se trata de un receptor inalámbrico tipo C. En nuestro caso, utilizamos el chip receptor de cargador inalámbrico Qi de Nillkin Magic Tag.

Es compatible con cualquier cargador inalámbrico Qi, además de que la etiqueta mágica de Nillkin que se adhiere a la parte trasera del teléfono presenta un tamaño compacto para no cubrir el sensor de huellas dactilar de los modelos de teléfono Google Pixel más pequeños.

También es ultradelgado, de tan solo 0,16 cm, de manera que no incrementa el grosor del teléfono y tampoco impide el hecho de utilizar una funda de protección para el Pixel 2 y el Pixel 2 XL.

En este sentido, podrás encontrar que unas fundas se amoldan mejor que otras. En nuestro caso, recomendamos la Spigen para Pixel 2, ya que en su interior cuenta con la zona específica para ubicar la etiqueta en su interior quedando perfectamente acoplada.

Coloca el receptor dentro de la funda como se muestra en la imagen. Como podrás observar, existen muchas otras fundas de este tipo compatibles que te permitirán ubicar aquí la etiqueta de inducción para la carga inalámbrica.

Conecta finalmente el conector USB Tipo C al puerto del Pixel 2 y habrás dotado a tu móvil Pixel 2 o Pixel 2 XL de la posibilidad de llevar a cabo la carga de la batería de forma inalámbrica. Podrás utilizar para ello cualquier base compatible con la tecnología Qi.

Base de carga inalámbrica Qi

Algunos cargadores inalámbricos pueden resultar incómodos de utilizar ya que si no sitúas tu teléfono móvil en el centro de la base, la carga inalámbrica no entra en acción. Una de nuestras recomendaciones pasa por utilizar la base Anker PowerPort Qi de 5 voltios.

Además de que el teléfono Pixel 2 quedará posicionados con cierto ángulo de visión, en lugar de permanecer en posición horizontal, un indicador LED te informará de si la carga inalámbrica ha comenzado a realizarse tras depositar tu móvil.

Siempre puedes consultar aquí en este reportaje los mejores cargadores inalámbricos que puedes adquirir para tu teléfono móvil.