El verano justo acaba de empezar, pero nunca es demasiado temprano para empezar a organizar la Vuelta al Cole, sobre todo porque las tiendas ya están ofreciendo irresistibles ofertas para estudiantes de colegio, instituto y universidad.

Aunque poder comprar material escolar y dispositivos electrónicos a mejor precio es un plus, esto no soluciona todos tus problemas, sobre todo si eres un apasionado o una apasionada de los juegos y no quieres abandonar tu hobby cuando empiecen de nuevo las clases.

El alumnado universitario más gamer se estará preguntando si les será posible jugar a videojuegos online en el campus o las residencias de estudiantes. Por suerte, la respuesta es sí, pero te aconsejamos que leas atentamente estas recomendaciones.

Usar un PC, PS4 o Xbox One en el campus

En casa, es muy fácil conectar tu PC, PS4 o Xbox One al wifi, pero no ocurre lo mismo en el campus. De hecho, hay campus que ni siquiera tienen conexión wifi. Las universidades tienen un departamento de informática encargado de controlar ese acceso a Internet.

Para disponer de ese acceso, deberás realizar unos pasos previos que detallamos a continuación.

Registra la dirección MAC de tu dispositivo

Aunque el proceso puede variar según la universidad o la residencia de estudiantes en la que te encuentres, en términos generales se te pedirá que registres la dirección MAC de tu dispositivo, ya sea tu videoconsola o tu ordenador, antes de tener acceso a Internet.

Es una práctica bastante estándar, ya que eso le permite a la universidad hacer un seguimiento de tus actividades online en caso de que estés haciendo algo ilegal. Lo más probable es que te den un documento informativo sobre cómo hacerlo.

Así es cómo encontrar la dirección MAC de tu dispositivo:

PC

Abre el panel Símbolo del Sistema (Command Prompt en inglés) en tu ordenador, escribe ipconfig /all y dale a ‘Enter’. Desliza hacia abajo hasta encontrar tu adaptador de red y verás la dirección MAC de tu PC listada como ‘Dirección Física’.

PS4

Ve a los ‘Ajustes’ de la PlayStation 4 y selecciona ‘Sistema’, seguido de ‘Información de sistema’. Verás tu dirección MAC tanto para Ethernet o wifi. Anota aquella que corresponda con el tipo de conexión que vas a utilizar.

Xbox One

En ‘Mis juegos y aplicaciones’, haz clic en ‘Ajustes’, seguido de ‘Ajustes de red’ y ‘Opciones avanzadas’. Como en el caso de la PS4, encontrarás una dirección MAC tanto en caso de utilizar Ethernet como wifi.

En caso de necesitar ayuda, te recomendamos que te pongas en contacto con el departamento técnico de tu universidad. Lo más probable es que puedan guiarte paso a paso a través del teléfono o el correo electrónico.

Usa un cable Ethernet, no el wifi

Si tienes la suerte de ir a una universidad o vivir en una residencia de estudiantes que ofrece tanto conectividad a través de Ethernet y wifi, te recomendamos absolutamente que optes por un cable Ethernet cuando juegues a videojuegos online.

El campus universitario y las residencias se llenan de centenares de estudiantes que quieren utilizar el wifi para conectarse a Internet desde sus móviles, tablets y portátiles, lo que significa que a menudo la conexión puede ser lenta e inestable.

Al jugar online, querrás evitar estos problemas en la conexión a toda costa puesto que cada milésima de segundo cuenta, sobre todo si eres de los que se pasa el día libre jugando a videojuegos online con un ritmo acelerado como Warzone.

Te recomendamos usar un cable de red CAT 8, que teóricamente ofrece velocidades rapidísimas de 50 Gbps. Obviamente, no conseguirás estas velocidades con el Internet que se ofrece en el campus, pero los resultados serán peores con un cable Ethernet viejo.

Qué hacer si tu universidad limita el juego online

Por desgracia para los gamers, algunas universidades configuran las velocidades de su Internet para dar prioridad a los usos puramente académicos, como navegar por Internet. Eso deja el juego online en un plano muy secundario.

Aunque no es nada fácil traspasar esas restricciones de red, a continuación hemos recopilado algunos trucos y consejos que te ayudarán a sacarle el máximo rendimiento a tu experiencia gaming.

1. Usa una VPN

Si el administrador de red ha limitado específicamente el tráfico de videoconsolas como la PS4 o la Xbox One, podrías probar a utilizar una VPN para esconder tu actividad online. Este proceso es algo diferente que el usado para los ordenadores.

Te recomendamos que consultes nuestra selección de mejores VPN en caso de dudar cuál es la que mejor te conviene. Ahora, ten claro que si tu Internet va lento porque hay muchos usuarios conectados a la vez, una VPN no solucionará tu problema.

2. Organiza una fiesta LAN

Aunque han dejado de ser tan populares como antes, tienes la opción de organizar una fiesta LAN, o LAN party en inglés, y conectar los PCs de todos tus amigos físicamente para poder jugar juntos.

Por mala suerte, esto limitará los juegos que puedas jugar (no podrás disfrutar de los últimos juegos online como Apex Legends o Fortnite, por ejemplo), pero existen muchos títulos compatibles con LAN entre los que escoger.

Si te interesa organizar una fiesta LAN con tus otros amigos gamers, necesitarás un conmutador como este TP-Link de ocho puertos Ethernet y varios cables de red para conectar los PCs de todos entre sí.

3. Utiliza un router 4G

Si quieres jugar online sin ningún tipo de problema en el campus, siempre tienes la opción de usar un router 4G, aunque deberás asegurarte primero que la conectividad de datos de tu móvil es suficientemente potente.

Aunque es difícil saber cuántos datos por hora se utilizan al jugar online, algunos estudios sugieren que la cifra se situaría entre los 30 MB y los 300 MB por hora. Esto es un tercio de lo que se utiliza al reproducir una película en Netflix, por ejemplo.

Te recomendamos que sigas utilizando el Internet de tu universidad para descargar actualizaciones muy grandes, sobre todo en el caso de Call of Duty. Si no lo haces, agotarás todos los datos de tu tarifa (a no ser que los tengas ilimitados).

¿Te estás planteando apostar por esta opción? Entonces te recomendamos el TP-Link M7350. Aunque deberás pagar unos 80 € por el router, lo cierto es que es uno de los más avanzados y podrás acompañarlo de una tarifa de datos barata.

4. Evita las residencias de la universidad

De acuerdo, no es la solución más práctica, pero si todavía estás a tiempo y poder jugar online es tu prioridad (en el caso de los streamers lo será), tu mejor opción será vivir en otro sitio que no sean las residencias de tu universidad.

Buscar un piso compartido o para ti solo te permitirá contratar una tarifa de Internet, lo que significa que podrás invertir en una conexión más rápida y estable que la que se ofrece en el campus. También notarás la diferencia al ser solo utilizada por un grupo reducido de personas.