Como otros servicios de la competencia, Google incluyó la posibilidad de usar su navegador Chrome en modo oscuro en la última actualización. Eso significa que, para poder beneficiarte de esta opción, necesitarás tener instalada la versión 74.

Para instalar la última versión de Chrome, debes abrir la aplicación y hacer clic en el icono con tres puntitos verticales en la esquina superior derecha de la ventana. Allí, haz clic en ‘Actualizar Google Chrome’. Si no te aparece la opción, es que está actualizado.

Una vez instalada la última versión de Google Chrome, deberás cerrar todas las ventanas abiertas y volver a abrir el programa. Todavía no notarás ninguna diferencia, pues todavía no has activado el modo oscuro. A continuación te explicamos cómo hacerlo.

Cómo activar el modo oscuro de Google Chrome

Opción 1. Activa el modo oscuro de Windows 10

Una de las maneras de utilizar Google Chrome en modo oscuro es activando esta opción en la configuración de Windows 10. Para ello, deberás abrir el panel ‘Configuración de Windows’ y seleccionar la categoría ‘Personalización’.

Luego, deberás hacer clic en la opción ‘Colores’ del menú a mano izquierda. Esto te llevará a un apartado donde podrás elegir el color de énfasis de tu fondo y también activar el modo de aplicación predeterminado. En este caso deberás elegir ‘Oscuro’.

Opción 2. Cambia la configuración de los atajos de Chrome

En caso de que no quieras que todas las aplicaciones de tu ordenador utilicen este modo y de que solo quieras usarlo en tu navegador Chrome, deberás cambiar la configuración del acceso directo de Google Chrome.

Para ello, deberás hacer clic derecho en el acceso directo de Chrome que creaste en su día en tu escritorio. En el menú desplegable, deberás seleccionar la opción ‘Propiedades’. Se te abrirá una nueva ventana con la pestaña ‘Acceso directo’ seleccionada.

Allí, no te será nada complicado encontrar la casilla ‘Destino’. Deberás editar el texto añadiendo después de las comillas el siguiente texto: ‘-force-dark-mode’. Finalmente, dale a ‘Aplicar’ y cierra todas las ventanas de Chrome que tengas abiertas.

La próxima vez que abras Chrome, debería aparecerte en modo oscuro, incluso si tu Windows 10 tiene el modo claro configurado. Ten en cuenta que esto solo oscurecerá la interfaz de Chrome, no así el fondo blanco de las páginas que visites.