¿Puede el Acer Swift 3 ser el mejor en su categoría?

A lo largo de los últimos años, la gama de portátiles Swift de Acer ha tenido un denominador común en lo que a diseño se refiere, manteniendo el concepto de movilidad en un portátil que resulta ser tremendamente ligero, en detrimento de los acabados de su chasis. 

Esto no indica que estés comprando un portátil de bajo coste o nivel de entrada. Al contrario, ya que el nuevo portátil de Acer apuesta por incluir en su configuración la nueva generación de procesadores Intel Core.

Diseño y calidad de construcción

El peso del Swift 3 apenas supera el kilogramo, lo cual le brinda cierta ventaja en aquellos entornos personales y profesionales en los que el público busca, por encima de todo, movilidad y ligereza, aunque para ello tengas que renunciar a acabados más premium

De hecho, parte del éxito radica en este hecho, en la utilización de materiales de plástico para sus tapas trasera y de la base, lo que no impide que igualmente pueda garantizar alto rendimiento a muy buen precio. 

Acer Swift 3 diseño

Por su parte, también ayuda el que Acer nos ofrezca una pantalla de visualización de 14 pulgadas en el cuerpo de un portátil de 13, debido a la reducción de los marcos y la optimización de los biseles, con posibilidad de manejar resolución de 1920 x 1080 píxeles. 

A nivel de manejo, la pantalla podemos abatirla hasta un sorprendente ángulo de 180 grados, con lo que queda totalmente plana y paralela a la mesa. Ahora bien, debido al tipo de mecanismo de bisagra implementado (un tanto rígido), tendremos que ayudarnos de ambas manos para el manejo. 

Como novedad frente a la generación anterior de Swift 3, notamos la incorporación del sensor de huellas dactilares que ahora está situado en la parte derecha, justo debajo de las teclas en forma de flecha para poder usarlo con fines de desbloquear el equipo. 

Acer Swift 3 sensor de huellas

Para cerrar este apartado, vemos que retirando 10 tornillos con cabeza Phillips podemos acceder a su interior, donde podemos observar la batería, el ventilador de la CPU, la columna de disipación, el módulo de conectividad wifi, y la memoria de almacenamiento NVMe de 512 GB. 

Es evidente que la mayoría de los equipos no son adquiridos pensando en ampliaciones, y menos este tipo de portátiles. Sin embargo, es reconfortante ver cómo el reemplazo de algunos elementos como el almacenamiento, puedan llevarse a cabo sin costes extra de un servicio técnico autorizado.

Acer Swift 3 interior componentes

Debido a que la memoria RAM utilizada es de tipo LPDDR4X, los módulos se encuentran soldados a la placa base, de manera que te recomendamos que elijas la mayor cantidad posible en el momento de la compra, pues no podrás ampliarla a posteriori.

Teclado y trackpad

Las teclas, a mi gusto, presentan un tamaño un tanto reducido, algo que podría mejorarse fácilmente con el simple hecho de reducir la distancia que Acer ha dejado entre todas ellas. Aunque es cuestión de acostumbrarse, los que tengan los dedos grandes lo pasarán mal.

Esto no quita que la ubicación de las teclas sea bastante apropiada, con un tamaño generoso para las consideradas principales, como la barra espaciadora, las teclas ‘Shift’  y la tecla ‘Intro’. Obviamente no tenemos teclado numérico en el lateral derecho.

Acer Swift 3 teclado

Para encender el equipo, dependemos nuevamente de pulsar el botón de encendido que se nos revela en forma de tecla de ‘Fn’ situada en la parte superior. No existe posibilidad de retroiluminación del teclado, pero es otro de los extras que incrementarían su precio.

Con respecto al touchpad, es generoso y responde bastante bien a los gestos e interacciones de la mano, a pesar de que nuevamente se han utilizado acabados de plástico para la zona táctil, con el fin de abaratar el precio final del equipo. 

Acer Swift 3 teclado sin iluminación

Acer ha introducido en sus modelos Swift 5 ligeros cambios que otorgan otro semblante al portátil, como el hecho de que el teclado pueda ser de tono gris oscuro, al igual que la carcasa del equipo. En el Swift 3 que probamos, se mantiene el diseño de teclas negras sobre base gris mucho más tradicional.

Pantalla

La pantalla es de tipo IPS Full HD de 14 pulgadas, sin posibilidad de manejo táctil, con promesas de ofrecer un nivel de brillo máximo de 340 nits y una cobertura total del espacio de color sRGB, lo que significa que es lo suficientemente brillante para trabajar en cualquier lugar. 

La cobertura del espacio de color también es muy buena, con el 98% de la gama sRGB llena y del 78% de los espacios de color Adobe RGB y DCI-P3 cubiertos. Los ángulos de visión también son buenos en el plano horizontal, pero menos en el vertical. 

Acer Swift 3 pantalla

En cuanto a sonido, apreciamos el serigrafiado sobre la propia base del portátil, con el logotipo de sonido ‘dts’ lo que nos indica que el sistema de altavoces es estéreo. Los agudos suenan limpios, pero los tonos graves no impiden la sensación de un sonido enlatado al subir el volumen. 

En cualquier caso, el portátil suena bien si tienes pensado usarlo para consumir contenido de vídeo, e incluso si eres de los que habitualmente llevas a cabo videollamadas sin utilizar unos cascos, a pesar de lo cual, también contamos con conector mini-jack de 3,5 mm. 

La cámara web de calidad de 720p es suficiente si no tienes grandes pretensiones. La exposición automática puede resultar un tanto turbia y oscura frente a otros portátiles de precio superior, pero su montaje en la parte superior lo aleja del ruido que puedan producir las teclas. 

Conectividad y puertos

Al no tratarse de un portátil delgado, la parte buena es que contamos con un buen plantel de conectores y puertos. Es una ventaja frente a otros portátiles económicos y francamente nos gusta. 

En el lado derecho tenemos el candado Kensington de tamaño completo, además del conector de audio ya mencionado, un puerto USB 2.0 que otorga velocidades de 40 MBps, y dos pequeños indicadores muy prácticos que nos dicen si el portátil está cargando y el estado de la batería. 

Acer Swift 3 conectores derecha

Ya en el lateral izquierdo, tenemos el cargador típico dedicado de Acer en forma circular, un puerto USB C, el de vídeo HDMI de tamaño completo, así como otro adicional de tipo USB A al que poder conectar cualquier pendrive o disco externo compatible con USB 3.2 Gen 1. Acer Swift 3 conectores izq

He medido la transferencia de archivos y se mantiene en los 977 MBps, lo que lo convierte en un puerto USB 3.2 Gen 2 con una capacidad nominal próxima a los 10 Gbps. El puerto USB C destaca además por ser compatible con DisplayPort para pantallas externas adicionales. 

No contamos con puertos Thunderbolt 3, pero esta interfaz avanzada rara vez la verás en este tipo de portátiles más económicos cuyo precio se encuentra por debajo de los 900 €. Al ser una tecnología de Intel, tampoco la verás en portátiles con procesadores de AMD. 

Rendimiento y benchmarks

El equipo que hemos recibido para las pruebas se corresponde con el modelo (SF314-59), el cual dispone de un procesador Intel Core i5-1135G7 de 11ª generación a una velocidad de 2,4 GHz. 

Las pruebas de rendimiento las hemos llevado a cabo con Windows 10 Home, con una cantidad de memoria RAM de 16 GB y una unidad NVMe de 512 GB. No hay procesador de gráficos dedicados en este modelo, con todo el procesamiento manejado por el chip Intel Xe integrado en la CPU. 

Aunque son múltiples y muy variados los trabajos que podrás abordar con este equipo, pues ofrece rendimiento a raudales, el apartado de gráficos es donde más problemas podrás encontrar. 

Al ejecutar PC Mark 10 hasta en tres ocasiones diferentes, obtuvimos un valor medio de puntuación de 4717, lo que es una puntuación ligeramente superior frente a lo que en su día nos ofreció el Swift 3 del año anterior. 

Ya en el apartado de productividad y de creación de contenido digital, la ausencia de una GPU independiente le pasa factura al equipo. Pero esto no será un obstáculo mayor si resulta que abordas ediciones básicas de fotos o haces trabajos de edición menos serios. 

Observa en el siguiente gráfico de benchmarks los resultados que hemos obtenido frente a sus inmediatos competidores. 

Autonomía y carga

El cargador del Swift 3 es de 64 vatios y, aunque es de un tamaño compacto, la verdad es que se siente como una fuente de alimentación básica, con un pequeño conector de carga, propietario de Acer, que podría sufrir con el paso del tiempo. 

La buena noticia es que las especificaciones del equipo nos indican que admite USB-Power Delivery, por lo que en teoría, podrías cargarlo con cualquier cargador USB-PD del mercado de accesorios. He probado con uno de HP y no he tenido problemas. 

Acer Swift 3 tecla de encendido

Ejecutamos la prueba de reproducción de vídeo en modo bucle para comprobar su autonomía y comprobamos que resulta fácil superar las 10 horas y 35 minutos de uso con un brillo bloqueado al nivel de 120 nits, suficiente para abordar una jornada laboral. 

En lo que respecta a la carga, los 65 Wh nos dan para recargar el Swift 3 en un tiempo medio de tres horas. Ahora bien, si lo que quieres es alcanzar el 90 % de carga, en poco más de 2 horas y 15 minutos habrás visto superada la cifra, partiendo desde cero. 

Precio y disponibilidad

Si por algo destacan los equipos Swift de Acer es por saber ofrecer un buen rendimiento a precio de derribo, y es algo por lo que en diversas ocasiones hemos premiado a estos equipos. Nuevamente, el Swift 3 de Acer logra mantener su precio en los 799 €. 

No está nada mal y difícilmente podrás encontrar una configuración similar de procesador, memoria RAM y almacenamiento a este precio. Además, Acer presume en su equipo con una etiqueta de ser el ‘Servicio de atención al cliente’ del año en 2021. 

Acer Swift 3 general

Existe una dura competencia en portátiles de esta gama y si quieres saber cuáles cuentan con las configuraciones más interesantes, echa un vistazo a nuestro ranking de los mejores portátiles del año.

La compañía LG dispone de la gama Gram 14 también muy ligera en peso y con buenas prestaciones. Sin embargo, comprobarás como el precio no baja en ningún caso de los 1000 €. 

Compañías como Huawei disponen de equipos portátiles Matebook con buenos acabados sin renunciar a las prestaciones, pero las opciones de configuración son mucho más escasas frente a la personalización que ofrecen marcas de primera línea como es Acer. 

Veredicto

El Swift 3 es un portátil pensado para garantizar movilidad, con un rendimiento suficiente para poder afrontar la mayoría de tareas actuales, siempre que no vayas a dedicarte a retocar fotografías o a editar vídeo a un nivel profesional. 

Tampoco dispone de gráficos dedicados con los que poder garantizar una buena experiencia con los juegos. Pero por menos de 800 €, cuentas con la última generación de procesadores Intel Core, gran cantidad de RAM y almacenamiento suficiente. 

Los extras de un mejor teclado retroiluminado, un trackpad que no sea de plástico, o una pantalla de mayor calidad serían bienvenidos, así como la implementación de puertos Thunderbolt o Ethernet. Sin embargo, por el precio que presenta, difícilmente encontrarás algo similar. 

Especificaciones

  • Pantalla IPS de 14 pulgadas Full HD (1920x1080)
  • Procesador Intel Core i5-1135G7
  • Gráficos Intel Xe integrado
  • 16 GB de RAM
  • 512 GB de almacenamiento (1 TB opcional)
  • Conectores: 1x USB-A 2.0, 1x USB-A 3.1, 1x USB-C 
  • HDMI y toma de auriculares 
  • Ranura de bloqueo Kensington
  • Conectividad: wifi 802.11a / b / g / n / ac / ax y Bluetooth 5.0
  • Escáner de huellas dactilares
  • Batería de 65 Wh
  • Sistema operativo Windows 10 Home
  • Dimensiones de 320 x 217 x 16 mm
  • Peso de 1,19 kg

Precio(s) aproximado(s)

Detallista Precio Entrega  

Comparación de precios de más de 24,000 tiendas en todo el mundo