Además de hacer oficial el tan esperado Pixel 4a, este 3 de agosto Google anunció dos nuevos móviles para este 2020: el Pixel 4a (5G) y el buque insignia Pixel 5. Ambos se esperan para este mismo otoño.

A diferencia del Pixel 4a estándar, los otros dos smartphones serán compatibles con la tecnología 5G. Sorprende que Google haya decidido ofrecer esa compatibilidad en su gama media solo en un modelo aparte, ya que muchos modelos de esa gama ya la incluyen de estándar.

“Este otoño, tendremos dos móviles más de los que hablar: el Pixel 4a (5G), con un precio inicial de 499 dólares, y el Pixel 5, ambos con 5G para reproducir vídeos en streaming, descargar contenido y jugar a juegos en Stadia u otras plataformas más rápidamente y sin problemas que nunca”, ha asegurado Google en una entrada de su blog.

La compañía no ha ofrecido mucha información en cuanto a las especificaciones de uno u otro móvil. Los 499 dólares del Pixel 4a (5G) son significativamente más que los 349 dólares del Pixel 4a (389 € en España), lo que podría sugerir que la compatibilidad 5G no será la única diferencia.

El Pixel 4a estándar tiene un chip Snapdragon 730, 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento. Tiene las mismas prestaciones de software y la misma lente principal del Pixel 4 del año pasado, aunque sin gran angular, controles por gestos o panel 90Hz.

Lo más probable es que el 4a (5G) incorpore el chipset 5G Snapdragon 765 o 768, lo que además de 5G le dará también un mayor rendimiento que el 4a estándar. Más allá de eso, desconocemos en qué se diferenciarán los dos modelos.

A todo ello se le suma el rumor que el Pixel 5 (más caro que el 4a (5G) aunque Google no ha revelado el precio) llevará el Snapdragon 765G. Si es así, la diferencia podría estar en el número de lentes de la cámara, una tasa de refresco superior y la inclusión del Pixel Visual Core.

El Pixel 4a (5G) y el Pixel 5 llegarán en otoño, muy probablemente en octubre si Google sigue su patrón. Habrán pasado unos meses después del lanzamiento oficial del 4a en los Estados Unidos el próximo 20 de agosto.

En España, en cambio, todavía no puede reservarse el nuevo modelo. Habrá que esperar hasta el próximo 10 de septiembre para comprarlo por anticipado, aunque no se realizarán envíos hasta el 1 de octubre. Esto podría significar también un retraso para el 4a (5G) y el 5.