La directora ejecutiva de AMD, Lisa Su, subió al escenario virtual del CES para presentar no solo la última generación de CPUs para portátiles de la compañía, sino que también para ofrecer un avance de la próxima gama de GPUs móviles de AMD.

Aunque se desconoce su nombre, ya sabemos que la nueva gama de GPUs se basará en la potente arquitectura RDNA 2, que se utiliza en la serie RX 6000 de sobremesa y también en las GPUs personalizadas tanto para la Xbox Series X como para la PS5.

Teniendo en cuenta el gran rendimiento de las GPUs de sobremesa, los gamers esperan mucho de las GPUs móviles. Aunque todavía no tenemos mucha información sobre la nueva gama, sí que se avanzó su rendimiento y posible lanzamiento.

Basada en la arquitectura RDNA 2, la GPU móvil de referencia es capaz de ejecutar DiRT 5 con las configuraciones más potentes y producir un rendimiento a 60 fps con la resolución de 1440p activada. Es muy impresionante, aunque nos surgen algunas dudas.

Lo bueno es que deberíamos saber más sobre la gama AMD Radeon móvil relativamente pronto, pues Lisa Su avanzó que las encontraremos en portátiles gaming lanzados durante la primera mitad de 2021 (las nuevas Nvidia, en cambio, llegarán este enero).

Dejando las GPUs móviles a un lado, fue un evento centrado sobre todo en los portátiles. AMD también anunció una variante de la serie Ryzen 5000 para portátiles ultraligeros, que llegarían en febrero con un rendimiento mejorado y la posibilidad de ejecutar juegos en 1080p sin ningún tipo de problema.