Los teléfonos móviles inteligentes pueden resultar caros en el momento de la compra, pero a cambio, son muchos los beneficios que nos aportan. En este sentido, conviene contratar un seguro que nos brinde cierta tranquilidad ante el riesgo de robo, pérdida o rotura de pantalla, entre otros.

Como cualquier otro seguro, como el de coche u hogar, a la hora de elegir un seguro de móvil nos tenemos que fijar en el tipo de cobertura que cubre y los límites. Es posible que encuentres planes que te pagarán por una reparación y otros que cubrirán un máximo de reparaciones anuales.

Hemos seleccionado una lista de compañías de seguros que te recomendamos a continuación, con consejos sobre las diferentes modalidades, coberturas incluidas, planes de reparación, y en qué casos conviene o no su contratación.

Seguros de móvil de operadores

Muchos son los usuarios de smartphone que optan por adquirir su nuevo terminal asociado a un operador como Movistar, Vodafone, Orange o Yoigo (entre otros), con la ventaja de poder pagarlo a plazos, o bien obtener un descuento del precio final del terminal.  

Así, la mayoría de estos operadores de telefonía brindan servicios de seguros asociados a los dispositivos. Ofrecen en sus contratos, cobertura de daños, pérdida o incluso robo, por lo que merece la pena valorar sus opciones antes de acudir a una compañía de seguros independiente.

Movistar

La multinacional española ofrece una cobertura mundial por un precio de 4,49 € al mes para usuarios de la operadora siempre que lo contraten durante los 15 primeros días naturales posteriores a la compra del dispositivo.

Cubre daños accidentales, robos o hurtos, móvil de reemplazo, o recepción de llamadas fraudulentas, con cobertura de hasta 1.000 €. Oferta 6 modalidades diferentes con el fin de adaptarse a las necesidades de cada uno, además de una pequeña franquicia en la póliza.  

Vodafone

El caso de la operadora británica es similar, con dos coberturas bien identificadas. Por un lado, el Seguro de Protección Total que incluye robo o uso fraudulento de hasta 500 €; por otro, el Seguro de Daño Accidental que cubre rotura de pantalla o daños de líquidos.

El cliente debe abonar en concepto de franquicia una cantidad que dependerá del dispositivo asegurado (entre 25 y 75 €) y una mensualidad de 3 €.

Orange

La tercera gran operadora de telefonía móvil de nuestro país muestra en su web las condiciones de contratación de seguro móvil bastante claras, especificando el valor de la franquicia para cada cantidad de seguro de móvil.

El período mínimo de contratación es de 6 meses y con precios que parten de los 3 € al mes, con condiciones que cubren hasta el límite económico anual de la póliza, que es igual al precio de compra del dispositivo asegurado.

Yoigo

Otras compañías como Sum Broker se dedican a comercializar seguros adaptados a dispositivos móviles. Su oferta comienza en los 6 € al mes para móviles cuyo precio varía entre los 200 y los 400 €. A medida que se incrementa su coste, la cantidad se eleva para llegar a los 12,67 € en los superiores a los 900 €.  

Elige la modalidad, envía la foto del terminal y tendrás en marcha la cobertura de seguro de tu móvil. El servicio está prestado por la compañía Sum Broker.

Compañías de seguros especializadas

Existen en el mercado una gran cantidad de empresas que ofertan pólizas de seguros con daños por líquidos y robos, pero ten en cuenta que la mayoría de las modalidades no cubrirán la pérdida. Es lo que conocemos como cláusula de robo por intimidación.

Asegurate de revisar la letra pequeña de lo que vayas a contratar, puesto que a veces un precio barato implica que no estarán cubiertas todas las modalidades. Considera también complementos como la cobertura mundial si viajas, o cubrir las llamadas no autorizadas.

Las tecnologías como Apple Pay y Android Pay también llevan asociados unos riesgos si tu móvil es robado, dado que podrían ser utilizados para pagos móviles o transacciones contactless.

También existen compañías que ofrecen un cargo adicional por reparaciones que superan una cierta cantidad de dinero. Si tienes un móvil de gama alta cuyo valor en el momento de compra se aproximó a los 900 €, debes valorar también esta posibilidad.

Compañías como Caser ofrecen seguros con coberturas básicas, o con coberturas opcionales, adaptándose a tus necesidades. Tan solo debes considerar contratarlo si tu dispositivo móvil tiene menos de 16 días desde que lo compraste con factura de compra.  

El Grupo Zurich también ofrece el seguro Klinc con diferente tipo de coberturas y adaptado a todo tipo de productos, incluyendo tablet, portátil, smartwatch, patinete eléctrico o incluso cámara GoPro. Puedes probar a calcular tu precio a través de su web.

Estas compañías, a diferencia de lo que suele ocurrir con las operadoras móviles, permiten dar de alta y baja el seguro de un día para otro, con una modalidad que se aproxima bastante al pago por uso en función de tus necesidades de viaje o trabajo a desempeñar.

El seguro del fabricante

Las roturas de pantalla o el hecho de sumergirse en el agua suelen ser los accidentes más habituales que sufren los teléfonos móviles. Por lo tanto, es importante evaluar los riesgos que pueden acabar con tu terminal.

Algunos fabricantes de teléfonos inteligentes cubren ciertos daños a lo largo de los 12 primeros meses (2 años según algunos casos). Los iPhone son uno de ellos, así como los modelos de gama alta de los grandes fabricantes como Samsung o Huawei.

Revisa tu seguro del hogar

También es posible que tu teléfono esté cubierto por el seguro del hogar de tu casa, también conocido como multi-hogar. La modalidad de Ocaso Hogar Plus, por ejemplo, cubre daños personales y materiales a terceros que hayamos provocado en el ámbito de nuestro hogar.

La tendencia de las compañías es incluirlo como una cobertura complementaria por la que se paga un recargo, pero estarás asegurándote de que si el amigo de tu hijo viene a jugar a casa y resulta que el móvil o tablet del amigo se cae al suelo y se le rompe la pantalla, en determinadas condiciones, el seguro de la casa se hará cargo de la reparación.

Revisa la letra pequeña antes de llevar a reparar tu móvil, puesto que también hay bancos que por el hecho de abrir una cuenta, o domiciliar la nómina, recogen algún tipo de cobertura de seguro para tu móvil.

La cobertura es ligeramente diferente, dado que para reparar la pantalla de tu móvil, puede que te quedes sin él durante 15 días. Ellos eligen el lugar de reparación y debes estar dispuesto a prescindir del smartphone durante un tiempo, pero a cambio estarás aprovechándote de una reparación a coste cero.

Consulta bien los términos y condiciones

Por regla general, los grandes seguros de móviles están ampliando el tipo de cobertura con el fin de ofrecerte un servicio más profesional. Ahora, ofrecen la reparación de la pantalla,  averías relacionadas con la carga del dispositivo, daños por líquidos, o incluso costes asociados a llamadas no consentidas.

Sin embargo, todavía existe margen de mejora, dado que para los usuarios, la información y los datos almacenados en su interior suelen ser de gran valor. Los servicios de almacenamiento en la nube suplen en parte esta pérdida, pero pocos tienen copia de todo.

Con modelos de smartphone cuya capacidad de almacenamiento ya se encuentra en los 128 GB, 512 GB, o incluso 1 TB, el valor de todo el contenido que puedas almacenar en su interior puede llegar a tener un valor incalculable.

¿Merece la pena contratar un seguro de móvil?

Si la tasación del móvil ya no es demasiada alta, o han transcurrido años desde que lo compraste, probablemente el coste de repararlo sea sustancialmente inferior al precio de contratar una póliza de seguro de móvil.

Según la OCU (Organización de Consumidores y Usuarios), contar con un seguro para el teléfono móvil no compensa por el alto precio que supone en relación con las coberturas que ofrece.

Dicho esto, valora si te compensa contratarlo. Evidentemente, cuanto más nuevo sea tu terminal y más premium, más estarás justificando la inversión. También conviene hacer uso de estos seguros en el caso de que estés comprando un terminal de alta gama a un menor.

Si eres de los que tiene un iPhone, puedes consultar aquí el artículo sobre cómo elegir el mejor seguro para tu iPhone. También hablamos en este otro reportaje sobre si merece la pena contratar el servicio AppleCare que oferta la compañía asociado a sus productos.