Existen en el mercado varias redes privadas virtuales, conocidas comúnmente como VPN (siglas del inglés ‘virtual private network’), que pueden descargarse desde su página web de manera completamente gratis.

Por lo general, todas ellas te permitirán utilizar Internet de forma anónima y cambiar la ubicación de tu IP para que puedas acceder a aquel contenido bloqueado en tu país y disponible solo en otro u otros.

Pero antes de que te ahogues en el mar de opciones que tienes a tu disposición, en PCWorld España hemos hecho el trabajo de campo por ti y hoy te traemos las 5 mejores VPN gratis de la actualidad.

¿Existe una VPN completamente gratuita?

Sí, por supuesto, y en este artículo no solo encontrarás una, sino que listamos cinco servicios VPN que son completamente gratuitos. Entendemos que te hagas esta pregunta, ya que hay que ir con mucho cuidado.

A diferencia de los antivirus gratuitos, que son casi tan buenos como sus versiones de pago, las VPN gratis son bastante restrictivas en cuanto al límite de datos que puedes utilizar, la oferta de servidores e incluso la velocidad de navegación.

¿Es seguro utilizar una VPN gratis?

Sí, puede serlo. No hay prácticamente ninguna diferencia en la tecnología usada en una VPN de pago y una VPN gratuita, lo que significa que tienes acceso a la misma seguridad y la misma privacidad en uno y otro caso.

Ahora bien, en ocasiones contadas, cuando utilizas una VPN gratis también le das permiso a la compañía a utilizar tus datos y venderlos a terceros. Este no es el caso de los servicios listados en este artículo, pero si optas por otro, asegúrate de leer bien los términos de uso.

¿Merecen la pena las VPN gratis?

Puede que ya te vaya bien utilizar una VPN con límite de datos o de servidores, sobre todo si para lo único que la vas a usar es para proteger la seguridad de tu dispositivo al usar un wifi público. Ahora bien, eso significará que probablemente no puedas ver vídeos online.

Una vez hayas alcanzado el límite de datos, no te quedará más remedio que desinstalar esa VPN y buscar otra también gratuita, esperar que se reseteen los datos al mes siguiente o simplemente pagar para utilizar su servicio ilimitado.

Ahora bien, hay excepciones. ProtonVPN ofrece datos ilimitados de forma gratuita y Hide.me acaba de cambiar su oferta para que, una vez superado el límite de datos, puedas seguir usando su servicio pero sin la posibilidad de elegir el servidor que quieras.

Tras horas de probar VPN, tanto gratis como de pago, nos resulta bastante evidente que terminarás viéndole muchas ventajas al gastarte unos cuantos euros al mes por un servicio como NordVPN, PureVPN, Surfshark o CyberGhost.

Pero como decíamos, si no has utilizado nunca una VPN, es mejor que empieces probando una de las opciones que te damos a continuación. ProtonVPN es nuestra primera recomendación, aunque hay restricción de servidores y solo puede usarse en un dispositivo.

Hay otras formas de ocultar tu dirección IP, pero utilizar una VPN sigue siendo la mejor opción para la mayoría.

Las mejores VPN gratis

ProtonVPN

ProtonVPN

El ProtonVPN es el único software de este tipo que conocemos que ofrece un servicio completo completamente gratuito. En este sentido, no se financia por anuncios y, aún así, no impone restricciones de velocidad ni límites de datos.

El funcionamiento de este VPN es muy sencillo y seguro, sobre todo porque funciona bajo la política de zero-logs, lo que significa que no se almacena ninguna información en el servidor y eso asegura tu anonimidad. Además, sigue la política de protección de datos suiza.

Obviamente, no todo es perfecto y hay ciertas restricciones. Seguramente la que más puede afectarte es que solo tienes la posibilidad de conectarte a servidores de tres países diferentes: Estados Unidos, Países Bajos y Japón.

Eso significa, por ejemplo, que si te encuentras fuera de España y quieres ver contenido que solo puede verse en territorio español, el ProtonVPN no te servirá de nada. En cambio, es muy útil para ver contenido de Hulu o Disney+ limitado a Estados Unidos.

Por otro lado, otro de sus grandes inconvenientes es que solo puedes usar tu cuenta en un único dispositivo. Sin embargo, se trata del VPN gratuito menos restrictivo que conocemos y es por esto que es el que más recomendamos.

Windscribe

Windscribe

Aunque no es tan buena como su versión de pago, la conexión VPN Windscribe gratuita también ofrece funcionalidades muy útiles que te ayudarán a mantener tu identidad privada y a engañar a tu navegador para que piense que te encuentras en una ciudad distinta.

Entre las prestaciones que obtendrás al descargar Windscribe, destacamos la posibilidad de usarla en un número ilimitado de dispositivos, de modo que podrás usar la misma cuenta en todos tus ordenadores y portátiles.

Además, podrás proteger tu dispositivo de virus y contenido malware con el cortafuegos que lleva incorporado, y decir adiós a los molestos y cansinos anuncios con un excelente bloqueador de publicidad.

Eso sí, entre sus limitaciones se encuentra el hecho de que solo podrás escoger entre 11 servidores, lo que significa que solo podrás cambiar tu IP por otra procedente de 11 localizaciones diferentes. En la versión de pago, podrás escoger entre 50 países.

Por otro lado, si descargas Windscribe en tu dispositivo de forma gratuita, solo podrás utilizar un máximo de 10 gigas al mes. Eso significa que, una vez usados, tu ordenador o portátil dejará de estar protegido.

Hide.me

Hide.Me

La VPN de Hide.me tiene un límite de transferencia de datos, en este caso 2 GB. Quien quiera disponer de más, puede optar por la cuota Plus -con 75 GB a tu disposición- o, mejor aún, con la cuota Premium con datos ilimitados.

Ello significa que los clientes que opten por usar la red de manera gratuita, seguramente no podrán disfrutar de vídeos de alta calidad, pese a que la banda ancha que ofrece sí que puede resultar suficiente para navegar por Internet.

El registro gratuito permite además conectar simultáneamente solo un dispositivo, ya sea Windows, macOS, Android, iOS o Linux. En cambio, con la cuenta Premium, podrás disfrutar de tu conexión privada en cinco aparatos a la vez.

Es verdad que la suscripción presenta más ventajas que apostar por la gratuidad, pero no es menos cierto que la opción sin coste alguno es una de las mejores de todas las que hemos probado. Además te servirá para saber si vale la pena o no pagar por ello.

Con cualquiera de sus suscripciones de pago, eso sí, disfrutarás de la máxima privacidad y libertad de expresión, ya que desbloqueará también los sitios más populares restringidos del país en el que te encuentres.

TunnelBear

TunnelBear

El primer inconveniente de la VPN TunnelBear solía ser que no operaba desde España, de modo que los usuarios residentes en España solo lo podian usar para consultar páginas únicamente disponibles en su país cuando se encuentren en el extranjero.

Ahora ya no es así. Además, este servicio dispone de servidores también operando desde Estados Unidos, Reino Unido, Canadá, Alemania, Francia y Japón. También puede usarse desde Australia pero solo si se contrata un plan de suscripción de pago.

Una de las características más atractivas de esta VPN es sin duda la alta velocidad que puede alcanzar: unos 12 MB por segundo, y además tanto el proceso de instalación como el uso de la interfaz resultan muy intuitivos.

TunnelBear parece muy adecuado para proteger tus datos de navegación al conectarte a una red wifi pública, sobre todo gracias a la función ‘Vigilant Mode’, que bloquea cualquier contenido sospechoso cuando pierdes la conexión a la red privada.

Si dudas entre apostar por el servicio gratis o escoger una de las dos cuotas premium, ten en cuenta que la opción a coste cero tiene un límite de 500 MB por mes, que podrás incrementar hasta una GB si escribes un tuit hablando sobre TunnelBear.

Hotspot Shield

Hotspot Shield

La red virtual privada de Hotspot Shield es una de las más usadas por los internautas, seguramente porque no pone ningún límite de transferencia de datos y además ofrece una velocidad de descarga más que suficiente: 6,5 MB por segundo.

Sin embargo, presenta ciertas desventajas respecto a las versiones de pago. En primer lugar, la VPN gratis se financia exclusivamente por medio de anunciantes, lo que significa que al instalarla aceptarás la presencia de molestos anuncios mientras navegas por la red.

Además, indirectamente también le estarás dando permiso para que te cambie cierta configuración de tu sistema operativo, como por ejemplo el navegador web que tienes predeterminado.

Por otro lado, suscribirse de forma gratuita a este VPN es solo recomendable si quieres acceder a contenido exclusivo para residentes de Estados Unidos, ya que el servicio te asignará un servidor aleatorio con base en este país.

Y aún así, la opción gratuita bloqueará ciertas páginas de popular uso en el país norteamericano. Pese a todo ello, es una VPN a considerar si solo buscas una navegación por Internet segura y que esté protegida de posibles ataques informáticos de los hackers.