El ThinkStation D10 es un sistema de procesador dual basado en los procesadores de cuatro núcleos de Intel, Xeon 5400. Por otra parte, el modelo S10 cuenta con un único procesador Intel Core 2 Extreme QX9650. Ambos están pensados para aplicaciones con un uso intensivo de gráficos como CAD.

Además, disponen de compatibilidad con una amplia variedad de discos duros, tarjetas gráficas basadas en chips de Nvidia, y ranuras para tarjetas Gigabit Ethernet y otras posibilidades. Fuentes de Lenovo han destacado el uso de sistemas de alta eficiencia energética con sistemas avanzados de refrigeración.

Junto a esto, tanto el modelo D10 como el S10 incorporan diversas utilidades del software ThinkVantage, incluyendo capacidades de recuperación, el sistema de seguridad de cliente, y Ultra Builder.

Se trata, pues, de la primera nueva línea que utiliza la marca “Think” desde hace cinco años, y que lanza Lenovo desde que la compañía se hizo con el negocio de PC de IBM en 2005.