Iomega ha anunciado la actualización de todos sus discos duros portátiles USB 2.0 que pasarán a utilizar la nueva interfaz SuperSpeed USB 3.0, lo que les permitirá desarrollar velocidades superiores.

La primera familia que adoptará los puertos USB 3.0 serán los Iomega eGo, que también contarán con cifrado de hardware además de una robustez extra, gracias al sistema Drop Guard, que protege la unidad de caídas accidentales. Además esto no supondrá un incremento del precio que se mantendrá en las mismas cifras que para los modelos con USB 2.0

“Como líder del mercado de las soluciones de disco duro externo, Iomega se enorgullece de tomar este paso hasta una alineación de unidades de disco duro portátiles con USB 3.0 en su totalidad – y sin un coste extra para nuestros clientes”, dijo Jonathan Huberman, presidente de Iomega Corporation y División de productos de consumo y pequeñas empresas de EMC. “Con una interfaz súper rápida de USB 3.0 que ofrece velocidades de hasta 10 veces la de la interfaz USB 2.0, súper resistente con unas especificaciones de caída de 2,13 m, que son el doble de la media del sector, y súper seguras con cifrado de hardware AES 256, las unidades de disco duro portátiles eGo de Iomega serán un producto imprescindible de almacenamiento portátil de primera calidad.”

A principios de octubre los discos eGo de 500 GB y 1 TB ya serán compatibles con USB 3.0. Acontinuación le llegará el turno a la línea Presige, que se actualizará durante el primer trimestre de 2011. Ambas gamas incluirán la nueva Iomega Protection Suite, una selección unificada de software de copia de seguridad y antivirus que le ofrece al usuario protección añadida para sus fotos, vídeo, música y otros archivos.