Aunque Tulsa no estará disponible hasta el tercer trimestre de este año, si bien los portavoces de la firma no han querido concretar ninguna fecha, Intel ha decidido anunciar ya la próxima disponibilidad de los Tulsa para, de esta forma, reforzar su oferta frente a los Opteron, una línea que parece estar dando buenos resultados a AMD. De hecho, Dell sorprendía recientemente anunciando que rompía el acuerdo que hasta ahora mantenía en exclusiva con Intel para incorporar los procesadores Opteron de AMD a finales de este año.

Así, Tulsa es un procesador de doble núcleo de la familia Xeon construido en 65 nanómetros y diseñado para los servidores que disponen de cuatro o más procesadores. Cuenta con una caché L3 compartida de 16 MB que se podrá integrar en los mismos sistemas que el procesador Intel Xeon de doble núcleo.

Asimismo, fuentes de Intel también han publicado la fecha concreta para el lanzamiento de sus nuevos procesadores de doble núcleo para servidores y estaciones de trabajo, con el nombre el código Woodcrest. El día elegido: el próximo 26 de junio.

Estos procesadores están considerados como uno de los principales productos con los que Intel quiere ampliar su potencial en consumo de energía y rendimiento frente a AMD.