Estos espacios, que propone la compañía en diferentes ciudades de todo el mundo, pretenden ofrecer a los emprendedores nuevos espacios donde aprender, conectar y desarrollar “ideas que pueden cambiar el mundo”. Para ello, la compañía organiza charlas, talleres y encuentros con mentores de la propia comunidad, emprendedores experimentados y empleados de Google.

La iniciativa se puso en marcha hace dos años en Londres y Tel Aviv y sólo en la primera se alcanzó una inversión de 34 millones de libras y se crearon 570 nuevos puestos de trabajo.

Madrid se unirá a partir de 2015 a esta red de espacios para emprendedores, y también recientemente ha anunciado la llegada de estos campus a Varsovia, Sao Paulo y Seú. Aparte de las actividades que se organicen en España, los participantes se beneficiarán del programa de intercambio "Campus Exchange", que permite a los emprendedores de un país acceder a espacios de trabajo en otras partes del mundo.