El mercado de telefonía IP para carriers sigue siendo muy dinámico, debido a la transición de los proveedores de servicios hacia VoIP para ofrecer nuevos servicios.

En su último informe sobre previsiones a cinco años para el área de telefonía IP para operadoras, Dell’Oro Group espera que los ingresos acumulados generados por los controladores de sesión (SBC) más recientes, servidores de aplicaciones de voz (VAS) y subsistemas multimedia IP (IMS), superarán con creces otros segmentos más maduros, como Softswitch, Media Gateway y Mobile Switching Center (MSC), en los próximos cinco años.

Así lo ha reconocido Chris DePuy, vicepresidente de la consultora, quien asegura que “a medida que se desplieguen estos nuevos sistemas en los proveedores de servicios, las operadoras se tendrán que enfrentar a la decisión de utilizar el hardware suministrado por el proveedor o utilizar sistemas de servidores subcontratados, fuera de su plataforma, mediante software de virtualización de red (NFV)”.

Para la consultora, esta transición de la arquitectura supone algunos riesgos a corto plazo para las operadoras y los proveedores, pero puede proporcionar, a la larga, mayor eficacia a las operaciones de red”.

Las proyecciones de ingresos para los mercados SBC y VAS revelan una tasa de crecimiento superior al 10 por ciento anual, en el lustro estudiado.