Se trata de la tercera convocatoria consecutiva de esta iniciativa que pretende fomentar las actividades económicas en la red. El máximo de subvención por empresa se fija en 15.000 euros (de los que son subvencionables el 80 por ciento). El objetivo de las ayudas es que PYMES y autónomos mejoren la presencia en la Red y la utilicen como canal de ventas.

En total, 1.204 empresas procedentes de Andalucía, Extremadura, Galicia, Aragón, Valencia y Castilla la Mancha, podrán beneficiarse de las ayudas que deberán solicitarse y cumplir unos requisitos básicos muy limitados: menos de 250 empleados, hasta 50 millones de euros de facturación, y tener página web propia. La selección se realizará por sorteo.