Este año alcanzaremos un parque mundial de tablets de 235 millones de unidades, en torno a un 7 por ciento más que en 2013. Pero justo el ejercicio pasado fue el último en el que estos dispositivos mostraron un espectacular crecimiento del 52,5 por ciento nada menos.

Parece que los PC y los smartphones resisten el embate de los tablets y a perder su hegemonía, en favor del recién llegado que, se estima, a partir de ahora verá más complicado mejorar sus marcas mundiales.

Lo pronostica IDC en su último informe al respecto que además alerta sobre el tiempo cada vez mayor que tardan los usuarios en renovar su tablet, por encima de los tres años, más aún cuando la mayor parte del nuevo software se puede ejecutar en modelos antiguos.

IDC pronostica unas ventas de 64 millones de iPads este año, con un retroceso del 12,7 por ciento, en comparación con 2013. Apple está compensando esta caída con cifras más halagüeñas en ventas de iPhone y Mac.

Pero su CEO, Tim Cook, espera que las cifras de iPad remonten y su alianza con IBM para ofrecer dispositivos móviles con software en la nube, gestión y herramientas de análisis, va en esa dirección.

Mientras, las cifras de Android y Windows en este segmento siguen en aumento y el primero logrará ventas de casi 160 millones de unidades en 2014, con un incremento del 16 por ciento. Samsung, Lenovo, Asus, Amazon y otras marcas, están detrás de este impulso.

En cuanto al segundo, Windows, sus cifras en tablets y equipos híbridos son muy modestas y apenas rondan los 11 millones de unidades. Sin embargo, esta cifra crece un 67 por ciento este año, con Surface Pro 3 como principal abanderado.