Las tarjetas han sido presentadas en tres gamas, y en el caso de la gama alta, son también válidas para la codificación y descodificación en tiempo real de vídeo analógico y digital.

La gama básica está compuesta por tarjetas con aplicaciones diseñadas para el usuario final. Es el caso de la tarjeta externa USB Osprey-50. Orientada para grabar vídeo en un portátil, incorpora MGI Videowave II para edición y titulación de vídeos y RealProducer para su conversión en formato streaming. Por lo que respecta a Osprey-100 es una tarjeta PCI capaz de soportar Linux que soporta PAL y NTSC.

En el caso de que se busquen aplicaciones más avanzadas, como la combinación de capturas de audio y vídeo analógico en una sola placa PCI, la familia de gama intermedia compuesta por las tarjetas Osprey-200, 210 y 220 ya se encuentra también disponible.

Mucho más sofisticada es la gama profesional de tarjetas Osprey, pensadas para la retransmisión por Internet e Intranet. Los modelos, Osprey-500 y Osprey-2000, disponen de un filtro hardware capaz de desentralazar cualquier fuente de vídeo mientras captura en tiempo real. Las tarjetas Osprey-2000 son codecs de MPEG-1 y MPEG-2 orientados a aplicaciones de vídeo bajo demanda, que pueden transcodificar el segundo de los formatos streaming sobre la marcha.

Precio pedido. Las tarjetas de ViewCast Osprey funcionan bajo Windows 9x, ME, NT, 2000 y XP. También existen tarjetas específicas para los sistemas operativos Solaris.

Tel: 913 003 199

www.ambientmedia.cc