Este servicio de direccionamiento con IP Fija se dirige al mercado residencial, SOHO y las pymes. Se podrá optar por contratar la conexión ADSL con dirección de IP pública Fija o Dinámica. Los clientes que soliciten este servicio navegarán siempre con la misma dirección IP pública, con lo que dispondrán de un acceso a Internet con una IP Fija única que les permitirá ser reconocidos de forma inequívoca en la Red.

Este acceso a Internet con IP Fija está pensado principalmente para la navegación por Internet pero también ofrece otras ventajas, como capacidad de acceso a páginas web o sitios seguros con filtrado IP, ya sean redes privadas corporativas, pasarelas de pago asociadas a conexiones seguras o cualquier servidor que requiera conexión segura mediante autentificación por IP; mejor rendimiento de la línea ADSL para juegos online, al reducir el tiempo de latencia, y posibilidad de acceso a servicios interactivos y de vigilancia, como telealarma o televigilancia.

Con este servicio de IP Fija, se podrán montar servidores web, FTP, DNS o de correo sobre la conexión ADSL para publicar contenidos en Internet o aplicaciones con accesibilidad remota desde la Red.

Jazztel ofrece acceso con IP Fija, en su propia red, sobre las conexiones ADSL de 20 megas, 6 megas, 3 megas y hasta 1 mega, bajo condiciones de cobertura.