Estas pruebas, que durarán hasta el próximo 4 de abril, se están realizando sobre la infraestructura de Telefónica, y tratan de impulsar la interoperabilidad de televisión a través del móvil. Para ello, la operadora ha habilitado conexiones especiales en su red, capacitando 100 líneas para ensayos y dando acceso a los asistentes a su laboratorio de pruebas.

Un total de 50 ingenieros de 18 compañías de diversos países implicadas en estos procesos están trabajando en un total de 25 implementaciones de tecnología de televisión por móvil.

Una vez finalizadas las pruebas, se tratará de estabilizar los estándares que facilitan la creación de servicios válidos en diferentes países, operadores y terminales móviles. Con ello se pondrá fin al retraso que lleva nuestro país la disponibilidad de servicios de televisión en el móvil, principalmente, y como han denunciado en diversas ocasiones algunos actores del sector, por la falta de regulación. Telefónica ya intentó en anteriores ocasiones disponer de TV móvil, como la prueba piloto realizada hace dos años junto a Abertis y Nokia, utilizando la tecnología DVB-H (Digital Video Broadcasting Handheld), y cuya comercialización han retrasado por falta de regulación y la necesidad de estandarizar la tecnología empleada.