Impulsada por la Ethernet Alliance, un consorcio industrial para la promoción de la tecnología Ethernet, el borrador permite hasta 24 vatios de potencia eléctrica sobre cable Ethernet. Hasta ahora, el estándar PoE permitía 14 vatios, lo que era insuficiente para gestionar nuevas tecnologías como 802.11n, cuyos puntos de acceso necesitan más voltaje.

Además, la última generación de las cámaras de seguridad, que utilizan color y tienen prestaciones de zoom, necesita también más de 14 vatios, al igual que los teléfonos VoIP. Incluso cuando la energía esté limitada, las empresas han estado comprando cables duales, según un informe de Gartner.

El 14 por ciento de todos los puertos de los switches vendidos a nivel mundial el pasado año incluían PoE, mientras que las ventas de Cisco en esta tecnología fueron del 30 por ciento. En Nortel, este dato alcanza el 40 por ciento de los puertos de sus switches.

Los beneficios son muy obvios según Brad Booth, presidente de la Ethernet Alliance y principal ingeniero de AMCC (Applied Micro Circuits Corp.). “Si construyes tu red inalámbrica, puedes suministrar energía a los puntos de acceso a través de PoE”, explicar.

Estos puntos de acceso darán a los gestores de la red la posibilidad de ponerlos donde, hasta ahora, había sido prácticamente imposible debido a la dificultad de añadir cable eléctrico. Además, se elimina los costes asociados a ampliar cable y no se necesita inspección para instalar PoE.

Sin embargo, el calendario de desarrollo de PoE Plus aún no está claro. De momento, se espera que la ratificación final esté aprobada dentro de 16 meses.