La carta de presentación del nuevo smartphone de Wiko, GOA, es su precio asequible, sólo 59 euros. Con ese coste, se puede tener un smartphone con pantalla TFT de 3,5 pulgadas, procesador Dual Core a 1 GHz y sistema operativo Android 4.4.

El dispositivo cuenta con dos cámaras: una trasera de 2 Mpx, con detector de sonrisas, y una delantera, de 1,3 Mpx, que permite hacer selfies y videollamadas en todo momento y lugar.

Según nos cuenta la firma europea, los usuarios podrán estar siempre conectados, gracias a la tecnología HSPA+ y la conectividad WiFi, y con la ranura Dual SIM que incorpora, podrán integrar dos líneas en el mismo terminal. Además, ofrece 4 GB de memoria interna, ampliables hasta 32 GB mediante tarjeta SD, para almacenar todo el contenido que quieran si preocuparse por la falta de espacio.