Con la llegada de la última versión de Android, la 6.0, Motorola considera que ya no son necesarias estas tres apps: Moto Assist, que conectar el teléfono con el coche o poner el dispositivo en estado de “no molestar”; Migrate, que transfiere los contactos y otros contenidos desde otro teléfono; y Connect, que permite enviar mensajes SMS desde una extensión de Chrome, que se sincroniza con el teléfono del usuario.

Así lo ha dado a conocer durante el anuncio de la actualización de la mayor parte de sus dispositivos de 2014 y 2015 al nuevo sistema operativo de Google, entre los que se incluyen modelos Moto X Pure Edition, Moto X 2014 y Nexus 6.

Se trata de un movimiento interesante del fabricante por cancelar algunos de sus programas de software. Otros proveedores siguen intentando poner su propio sello por encima de Android. Al final, según sostiene PCWorld.com, será una mejor experiencia del consumidor, que debería ser la meta final en la creación de cualquier producto.