Por el momento, tan solo los usuarios de su terminal buque insignia conocido como Nexus 6, que vivan en Estados Unidos, van a poder acogerse a sus servicios como operador virtual, conocidos como Project fi. La compañía no ha dejado claro si extenderá esta modalidad al resto de usuarios de sus terminales Nexus.

El servicio se centra en ofrecer al usuario la máxima calidad de la señal de la red, para lo que garantiza a los usuarios el poder utilizar tanto las redes de las compañías Sprint como de T-Mobile, garantizando la mejor cobertura allá donde te desplaces.

La Google Fi Network, como va a figurar en los terminales, tendrá un precio básico de 20 dólares mensuales con llamadas y mensajes ilimitados. De manera adicional se cobran los GB consumidos, cuyo precio inicial es de 10 dólares por cada GB consumido. Google asegura que la tarificación será en función de lo consumido, devolviendo a los usuarios el dinero correspondiente a los datos no consumidos.

Pero el éxito deProject Fi parece encontrarse en el acceso que conlleva a sus usuarios a puntos de acceso Wifi repartidos por diferentes ciudades. Los terminales se conectarán de manera automática para aprovechar la señal Wireless 802.11ac de los Nexus 6. De una manera similar a lo que ofrece en nuestro país el operador Tuenti Movil, los usuarios podrán realizar o recibir llamadas, así como mandar mensajes usando el número de teléfono asociado a Project Fi desde otro smartphone o Tablet sin que tenga tarjeta SIM. Basta con que el usuario tenga la aplicación que le acredita como cliente de la red. También destaca la parte de roaming, para la que no habrá costes adicionales de datos en más de 120 países de todo el mundo.