Antiguas civilizaciones y sus predicciones del fin del mundo, cine de catástrofes, torneos europeos de fútbol, Juegos Olímpicos, año internacional de la energía sostenible, una nueva entrega de la saga de James Bond y 366 días, son algunas de las ideas que nos vienen a la cabeza cuando hablamos de 2012, un año, el que está por llegar, que quedará marcado, tecnológicamente hablando, por muchas de las tendencias que han arrancado en este año 2011 y por la llegada de una nueva propuesta de Microsoft para el mundo de los sistemas operativos.

Por este motivo, y dado que diciembre es un buen momento para echar la vista hacia el futuro y ver lo que nos éste nos depara, hemos querido repasar las principales tecnologías que van a ser noticia en el nuevo año, además de exprimir las posibilidades que ofrecerá Windows 8 en dos plataformas diferentes, un PC y un tablet, para que sepas, de primera mano, lo que puedes esperar de esta revisión del sistema operativo que llegará en los próximos meses.

Pero, como decimos, 2012 no va a ser sólo el año de Windows 8, sino que el protagonismo tecnológico del cuarto año bisiesto del siglo XXI va a estar repartido entre diferentes novedades. La primera de ellas, de hecho, ya ha llegado, y es la transformación en producto de la alianza anunciada hace unos meses entre Nokia y Microsoft, el Lumia 800, del que te ofrecemos un profundo análisis en este número de PC World. Otra de estas novedades que marcarán los próximos meses serán los ultrabooks, de los que ya te hemos venido hablando, y que vienen a ocupar un hueco en el mercado de la movilidad como también hacen los netbooks, unos dispositivos que, como podrás ver en la comparativa que hemos realizado este mes, se han reinventado a sí mismos para mantener su protagonismo.

Y, ¿qué más? Pues la lista no es corta: libros electrónicos, mucha movilidad, teléfonos cada día más inteligentes, todo tipo de productos y servicios en la nube… En definitiva, que te condensamos en estas páginas todo lo que traerá 2012 en lo que a tecnología se refiere: ¡Bienvenido al año que viene!