Las unidades SSD P4 y SSD G4 ofrecen hasta 128 y 256 GB de capacidad, respectivamente. Ambas están fabricadas en 32 nanómetros y con una tecnología MLC (Multi Level Cell), que aporta mayor capacidad a precio competitivo. Las unidades ofrecen un tiempo de arranque menor y las capacidades que aporta la tecnología AFM (Adaptive Flash Management) de SanDisk.

La implementación de AFM aporta aceleración de nCache, una nueva tecnología de escritura no volátil en caché.