Después de un mes en el mercado, los hackers siguen sin poder atacar Google TV. Por eso, el desarrollador Howard Harte ha anunciado que ofrecerá 1.000 dólares, unos 770 euros, al primero que consiga hackear la plataforma de televisión de Google.

Para conseguir esos 1.000 dólares, Howard Harte apunta las normas que deben seguir los que participen en esta iniciativa, que se pueden consultar desde Magic Android Apps, y deben consistir, al fin y al cabo, en permitir al usuario final “a que introduzca aplicaciones de terceros en esta plataforma”.

Con ello, el objetivo de este desarrollador es poder incluir su aplicación Better Terminal Emulator Pro en Google TV y, como apunta, “la herramienta debe poder utilizarse en las versiones de Google TV incluidas en los dispositivos y estar preparada antes de que Google permita oficialmente la compatibilidad con aplicaciones de terceros”.

Según Howard Harte, disponer de Google TV en abierto puede, incluso, beneficiar a la plataforma ya que, “como hemos visto en el sector de los móviles, tener competencia en los ROM ayuda a potenciar la importancia del entorno de desarrollo de Android. Creo que los desarrolladores de ROMs que trabajen en la plataforma de Google TV serán el elemento que necesita para prosperar".