Los que María José Miranda, directora general deNetApp, define como unos “resultados excepcionales”, y que se sustentan en un crecimiento de la cifra de negocio de dos dígitos, han llevado a la firma que ella dirige a ocupar el cuarto puesto del mercado de almacenamiento abierto en nuestro país, con un 10,8 por ciento de cuota de mercado y un incremento en esta cuota del 33 por ciento, o, si tenemos en cuenta la parte de producto de NetApp que comercializa IBM, un tercer puesto en el mercado con una cuota de mercado del 15,3 por ciento, lo que supone un incremento del 40 por ciento.

Este crecimiento llega apoyado en la red de partners, así como en los 192 nuevos clientes de la firma, que ya aportan un 30 por ciento de la facturación de NetApp en nuestro país. Entre estos nuevos clientes se pueden encontrar tanto organismos públicos, como la Comunidad de Madrid o el consistorio de la capital, como entidades privadas de diferentes sectores de negocio, entre los que destaca el de los seguros.

Por áreas tecnológicas, los principales motores de crecimiento los encuentran los responsables de NetApp en los proyectos de virtualización, el desarrollo del negocio de almacenamiento unificado (sobre todo en el segmento medio o pequeño de las empresas), la aportación de sus gateways a productos de otras firmas con el fin de incorporar nuevas funcionalidades a ellos, así como la evolución del Cloud Computing entre las empresas de outsourcing.

Asimismo, la alianza firmada con Cisco y VMware, ha sido otro de los pilares de estos resultados, junto con el canal de distribución.

De cara a este nuevo ejercicio, continuidad es la palabra que mejor define la estrategia, con foco especial en el desarrollo del negocio de Cloud Computing, tanto si nos referimos a las nubes privadas como a las públicas. El objetivo pasa por crecer un 17 por ciento, y para ello la firma quiere llevar a cabo una segmentación geográfica, así como una segmentación de su fuerza de partners.