Hace un par de días el jefe de producto senior de Windows Genuine Advantage (WGA), Alex Kochis, se refirió a estos “hacks” que se han publicado para saltarse el método de activación de Windows Vista cuando viene preinstalado en los equipos. De hecho, Kochis afirma que “para facilitar a los fabricantes OEM el trabajo, Microsoft les permite añadir un marcador en la BIOS de la placa para identificar los PC que tienen licencia para arrancar Windows”. Kochis afirma que los hacks de la BIOS no son nuevos, pero parece que las defensas anti-piratería de Windows Vista los han popularizado. “Yo creo que no se ha prestado mucha atención hasta ahora porque había formas más fáciles de piratear el sistema”, explica.

Según el jefe de producto senior de WGA en Microsoft, actualmente hay dos estrategias de hackeo de BIOS en uso, entre ellas una que utiliza software para engañar a la copia pirata de Vista para que crea que corre un sistema OEM legítimamente activado. Sin embargo, no parece que acabar con estos hacks sea un objetivo prioritario para la compañía. “Nuestro primer objetivo es acabar con el modelo de negocio de los piratas organizados y proteger a los usuarios para que no se conviertan en víctimas sin saberlo. Esto implica responder a los hacks que se comercializan con facilidad”, afirma Kochis.