Así, el presidente electo de Estados Unidos, Barack Obama, o Britney Spears serían algunas de las víctimas de estos ataques, según Sophos.

Según esta firma, los hackers están utilizando las herramientas técnicas de Twitter para restaurar las direcciones de correo electrónico asignadas a ciertas cuentas, para tomar el control de un total de 33 personajes famosos y dejar mensajes ofensivos e insultantes.

Estos ataques permiten cometer phishing y redirigir el tráfico hacia sitios que no son Twitter, aunque lo parezcan. Así, cuando los usuarios se conectan a estos sitios fraudulentos, los hackers aprovechan para robar sus usuarios y contraseñas.

Por eso, los responsables de Sophos recomiendan a todos los usuarios de Twitter extremar las precauciones. Según Graham Cluley, experto tecnológico de Sophos, “parece que los sistemas de Twitter podrían haber dejado al aire todos los datos de todos sus usuarios, por lo que se podría ampliar el alcance de estos ataques”.