Si tus hijos o hijas son como las mías, se pasarían todo el día en TikTok si pudieran. Sí que es cierto que salen de vez en cuando a la luz del sol (pero solo para grabar otro vídeo), y conseguir que hagan algo que no sea mirar la pantalla del teléfono no es una tarea sencilla.

Decirles que ya han estado suficiente tiempo usando dispositivos electrónicos no funciona, pero hay varias aplicaciones y herramientas gratuitas que puedes utilizar para imponer límites. Puede que eso no acabe con las discusiones, pero al menos significará que tienes el control.

Voy a suponer que tienes un iPhone o un móvil Android, pero si tienen una tablet de Amazon, no te pierdas nuestro tutorial sobre cómo establecer límites de tiempo en ellos en una Amazon Fire.

1. Limita el tiempo de uso en iPhone

Apple ha añadido buenos controles parentales a los iPhones en la función 'Tiempo de uso'. No es una aplicación: la encontrarás en los Ajustes.

Para utilizarla, necesitarás tu propio iPhone o iPad. Técnicamente, podría configurar 'Tiempo de uso' en el dispositivo de tu hijo o hija y no necesitar un segundo dispositivo, pero no podrás modificar los límites de tiempo (incluyendo permitir tiempo extra) sin acceso físico al teléfono, y eso casi seguro que causará problemas.

Cuando configures 'Tiempo de uso', primero tendrás que asegurarte de que tu hijo o hija está en tu 'Familia'. Nos referimos a la parte de iCloud dedicada a 'En Familia', y para configurarla, tienes que ir a 'Ajustes', tocar en tu nombre, seleccionar 'En Familia' y seguir las instrucciones.

Limitar tiempo uso iPhone

A continuación, en el apartado 'Tiempo de uso' de los Ajustes, pulsa el nombre de tu hijo o hija y actívalo.

Vamos a explicarte cada uno de los principales controles de 'Tiempo de uso'.

El primero es 'Tiempo de inactividad', es decir, las horas que no se puede utilizar el iPhone durante la noche. Pueden ser las mismas todos los días o puedes personalizarlas. Asegúrate de activar la opción para bloquear en tiempo de inactividad, ya que de lo contrario el teléfono podrá seguir utilizándose.

A continuación, puedes establecer los límites de las aplicaciones. Si quieres establecer un límite diario general, selecciona 'Todas las aplicaciones y categorías', desplázate hacia abajo y elige cuántas horas de uso puede tener tu hijo/a.

También puedes establecer límites adicionales (más bajos) para aplicaciones individuales. Utiliza la barra de búsqueda de la parte superior para encontrar rápidamente la aplicación que deseas.

Limitar tiempo uso iPhone

Para cualquier regla que crees como esta, asegúrate de habilitar el bloqueo al final del límite. De lo contrario, no pasará nada.

Cuando hayas terminado, verás un gráfico de actividad en blanco, junto con las diferentes configuraciones de 'Tiempo de uso' que puede modificar en cualquier momento.

Quizás la mejor función de 'Tiempo de uso' es 'Siempre permitido'. Esto te permite elegir qué aplicaciones pueden ser utilizadas durante el 'Tiempo de inactividad'. Puede ser la app Teléfono, Cámara o la que tú elijas.

También es posible elegir con qué contactos puede hablar tu hijo o hija tanto durante el 'Tiempo de uso' como durante el 'Tiempo de inactividad'.

La primera vez que configures 'Tiempo de uso' para un niño o niña, deberás introducir un PIN. Debe ser un código que no conozcan y no puedan adivinar, ya que de lo contrario podrán desactivar la función y utilizar su iPhone todo lo que quieran.

2. Limita el tiempo de uso en Android

El equivalente de Google de 'Tiempo de uso' se llama 'Family Link'. Es básicamente lo mismo, pero con la ventaja de que puedes utilizar un teléfono Android o un iPhone para gestionar Family Link como padre o madre.

Family Link es una aplicación independiente que deberás instalar, ya que no forma parte de Android. También hay que tener en cuenta que Family Link no se puede utilizar para limitar el tiempo de uso en el iPhone de un niño o niña: solo está disponible en iOS para los padres y madres.

Al igual que con 'Tiempo de uso', lo primero que hay que hacer es configurar tu Google Family para que haya un perfil para tu hijo/a. A continuación, puedes asignarles uno o varios dispositivos: pueden ser teléfonos Android, Chromebooks o tablets Android.

Limitar tiempo uso Android

Family Link separa los límites de las aplicaciones de un 'Límite diario', que es menos confuso que en los iPhones. Puedes elegir cuántas horas de pantalla se le permite a tu hijo/a cada día (puede ser diferente cada día si lo deseas) y una 'Hora de dormir', las horas de la noche en las que los dispositivos están completamente bloqueados.

Por otro lado, hay 'Controles de aplicaciones', donde puedes ver una lista de las aplicaciones instaladas. Es posible establecer límites de uso para cada aplicación (con una precisión de cinco minutos) o utilizar la opción para permitir siempre.

Limitar tiempo uso Android

Esto significa que la aplicación puede seguir utilizándose aunque se haya alcanzado el límite diario. Puedes usarlo en la aplicación Teléfono, Mensajes u otra que permita a tu hijo/a comunicarse contigo (o quizás con sus amigos) después de que su tiempo de uso se haya agotado para TikTok y otras aplicaciones.

Sin embargo, a diferencia de 'Tiempo de uso' de Apple, Family Link no tiene la opción de permitir el uso de cualquier aplicación durante la hora de dormir.

Es posible dar tiempo extra, pero la opción de hacerlo solo aparece cuando el niño o niño está cerca de su límite diario.

3. Limita el tiempo de uso en tu router

Uno de los grandes problema de los métodos anteriores es que no impiden el uso de otras pantallas en casa. Podrías pagar por un software de control parental como Qustodio, que es compatible con casi todos los dispositivos (incluyendo Windows y macOS) para proporcionar un único límite de uso para todos.

Sin embargo, ni siquiera eso les impedirá ver Netflix en la smart TV.

Es posible imponer límites cambiando la configuración de tu router.

Al ser el dispositivo que proporciona una conexión a Internet a todas las pantallas de tu casa, es una de las mejores maneras de evitar que tus hijos o hijas utilicen una Amazon Fire TV Stick o un Apple TV cuando no quieres que lo hagan.

Como los routers varían de una marca a otra, no es posible proporcionar las instrucciones exactas para tu modelo. Pero es de esperar que tu router tenga una aplicación complementaria que facilite el proceso.

Esto no solo funciona con los routers: los sistemas de Wi-Fi en malla también deberían permitirte restringir el acceso a determinados dispositivos.

Utilizaré como ejemplo el BT Smart Hub 2, un router muy popular. Se puede controlar con la aplicación MY BT, pero incluso si el tuyo no lo hace, todos los routers se pueden configurar desde un navegador web.

Deberás buscar los controles parentales, o los controles de Wi-Fi. La mayoría de los routers te permiten activar y desactivar el Wi-Fi para dispositivos específicos y, normalmente, a horas determinadas.

Esto significa que puedes seleccionar la Fire TV Stick en el dormitorio de tu hija y configurar el Wi-Fi para que se bloquee entre, por ejemplo, las 11 de la noche y las 7 de la mañana.

Limita tiempo uso router

A veces es un proceso muy fácil. Pero un problema común es que muchos dispositivos no tienen el nombre adecuado, lo que hace imposible saber cuál es cada uno. Muchos de los que aparecen en la aplicación MY BT son simplemente "Desconocidos".

No es culpa de BT, sino del fabricante del dispositivo en cuestión, que no le ha dado un nombre apropiado para identificarlo.

Afortunadamente, hay dos formas de identificar cualquier dispositivo conectado al router: por su dirección IP o, mejor aún, por su dirección MAC, que nunca cambia.

Puede ser difícil encontrar cualquiera de estos detalles en algunos televisores y otros decodificadores. A veces, la dirección MAC está impresa en un adhesivo del aparato en cuestión, o puede estar en el menú de ajustes. Tendrás que buscar en la configuración y ver si está ahí. Hazle una foto.

Y como las direcciones IP pueden cambiar, es mejor utilizar una dirección MAC.

Limita tiempo uso router

De nuevo en la configuración de tu router, busca en la lista de dispositivos conectados hasta que veas el que tiene la dirección MAC que buscas y, si es posible, cambia el nombre del dispositivo para poder identificarlo más tarde y luego establece las horas en las que el Wi-Fi no debe estar disponible.

No les sentará muy bien a tus hijos si no les has explicado antes estos límites de uso de pantalla, pero como mínimo ahora sabes cómo hacerlos cumplir y, con suerte, conseguir que cojan un libro, salgan a dar un paseo o hagan algo con su tiempo fuera de la escuela que no implique una pantalla.

Artículo original publicado en Tech Advisor.