La medida viene dada por la demanda creciente de los usuarios que adquieren nuevos equipos y que desean que los productos que adquieren, de una u otra forma, cumplan con el mayor número de estándares de sostenibilidad, debido a la mayor concienciación entre el gran público. De esta manera, cumpliendo con el TCO Certified, las compañías cumplen con las condiciones laborales dentro de la cadena de suministro en la que se ha creado el equipo.

Según destaca Sören Enholm, consejero delegado de TCO Development, “al usar TCO Certified como herramienta de compra, las compañías envían un mensaje claro sobre la importancia de la sostenibilidad que deben cumplir las marcas”. El directivo alaba el papel destacado de las tres marcas al comprometerse con el planeta para cumplir con la demanda y creación de un ecosistema TI más responsable y sostenible.

TCO Certified lleva a cabo la clasificación de los productos que se han verificado de forma independiente para cumplir con todos los criterios de producto, fabricación y marca. El criterio principal cubre todo lo relacionado con la eficiencia energética, el tiempo de vida del producto, minerales de conflicto que puedan ser utilizados, y la responsabilidad social en la cadena de suministro durante su fabricación. Las evaluaciones de pre-certificado y post-certificado incluyen las pruebas de producto, verificación de la compatibilidad de fábrica con un código de conducta y responsabilidad de la compañía para cumplir conlas condiciones de toda cadena de suministro.

La propia certificación ofrece unaherramienta que actúa de buscador con el fin de que los ciudadanos puedan consultar y localizar los productos TI que sí cumplen con la norma. Mediante un filtro es posible segmentar la búsqueda entre monitores, portátiles, ordenadores, proyectores, auriculares, smartphone o tablet, entre otros periféricos.