En el mes de diciembre Microsoft hace públicos siete boletines de seguridad en los que se resuelven varios problemas catalogados como de importancia crítica puesto que podrían permitir la ejecución remota de código.

El software afectado es el propio sistema operativo, Internet Explorer, DirectX y DirectShow.

Por otra parte la compañía advierte que están circulando falsos correos sobre seguridad que simulan proceder de Microsoft. Por ello recomienda tratar con mucha cautela cualquier correo de este estilo que se reciba si el usuario no se ha suscrito a ningún servicio de comunicaciones de seguridad de Microsoft. En cualquier caso y ante cualquier duda sobre la procedencia del mensaje lo mejor es borrarlo y comprobar la información en la web de la compañía.

Además advierten que las auténticas notificaciones de Microsoft nunca llevan archivos adjuntos y siempre se pueden encontrar en su web.

El la web de Microsoft se puede encontrar más información sobre como verificar la legitimidad de los correos.