Este enorme número de ataques seguirá integrado por ejemplares clásicos modificados para evitar su detección y nuevas amenazas creadas para aprovechar vulnerabilidades concretas, en particular dirigidas hacia la plataforma Android. De hecho, se estima que este tipo de ataques específicos crezca un 6.000 por ciento, con respecto a los detectados el pasado año.

Éstas son algunas de las principales conclusiones recogidas en un informe de BitDefender, que también subraya que los creadores de malware se centrarán aún más en las redes sociales para distribuir y ampliar el impacto de sus nuevas creaciones.

malware 90 millones ejemplaresAsí, Facebook, con más de 800 millones de usuarios activos, o Twitter, serán objetivo especial para la difusión de estos ataques y los expertos también esperan la aparición de una nueva familia de malware especialmente destinada a propagarse a través de enlaces infectados publicados en el muro de cualquier usuario.

Las nuevas tecnologías que aparecerán a lo largo de 2012 también serán foco especial para los creadores de malware, entre ellas HTML 5, IPv6 o Windows 8.