El informe, que indica cómo Internet ayuda al mundo y clasifica a los países en términos de impacto impacto social y político de la web, acaba urgiendo a una revisión de todo el marco legal vigente sobre espionaje gubernamental.

"Uno de los resultados más alentadores del informe es que la Web y las redes sociales están impulsando cada vez más a la gente a organizarse, actuar y tratar de exponer las irregularidades en todas las regiones del mundo", dijo Berners-Lee. Sin embargo, también refleja que algunos gobiernos se ven amenazados por esto, y se percibe una tendencia hacia la vigilancia y la censura, y esto supone una amenaza para el futuro de la democracia. Y es por esta razón, por lo que advierte que “son necesarias medidas audaces ahora para proteger nuestros derechos fundamentales a la privacidad y la libertad de opinión y de asociación online”.

El último informe encontró que ha aumentado tanto el bloqueo de webs como el espionaje. Según el gurú, la censura selectiva de contenidos web por parte de los gobiernos se ha generalizado en el mundo. El 30 por ciento de los países que engloba el informe han sufrido el bloqueo o filtrado de contenidos sensibles políticamente durante el año pasado. “Se deben revisar los límites legales al espionaje gubernamental online. El 94 de los países de este Índice, no cumplen con los estándares de mejores prácticas en materia de controles sobre interceptación gubernamental de comunicaciones electrónicas”, afirma.  

En el informe, se critica a Reino Unido y EE.UU. por sus prácticas, mientras que Suecia y Noruega se encuentran en primera y segunda posición, respectivamente, por sus niveles de apertura.