“Somos conscientes de la existencia de un software malicioso en un sitio de descarga para usuarios de China y hemos bloqueado las aplicaciones infectadas para prevenir su propagación”. Con esta frase, enviada en un mensaje de correo electrónico a Reuters, Apple comunica que ya ha solucionado el problema que ha originado WireLurker, una nueva familia de malware que afectaba a dispositivos iOS sobre todo de usuarios de China.

WireLurker es una familia de malware descubierta el pasado miércoles por la compañía Palo Alto Networks. A grandes rasgos, WireLurker  instalaba aplicaciones de terceros en dispositivos no hackeados con iOS. A través de un cable USB, el malware pasa de un iPhone a un Mac.

“Como siempre, recomendamos a los usuarios que se descarguen e instalen software desde fuentes de confianza”, ha continuado Apple en el mensaje de correo electrónico enviado a Reuters.

Según Palo Alto Networks, WireLurker se originó en China e infectó a más de 400 aplicaciones que habrían sido descargadas más de 350.000 veces.

Éste es el segundo problema de seguridad que afecta a dispositivos Apple esta semana. Además de WireLurker, la compañía Synack informó ayer de que la actualización de seguridad implementada por Apple en Mac OS X, podría seguir dejando una puerta abierta a iWorm, una pieza de malware descubierta el pasado mes de septiembre que infectó a miles de sistemas.