Chrome OS ha sido considerado durante mucho tiempo como una alternativa de bajo coste a Mac y Windows, pero en 2020 el sistema operativo de escritorio de Google se estableció como un rival directo. Los datos de los analistas de cuota de mercado Gartner y Canalys sugieren que el año pasado se distribuyeron más de 30 millones de Chromebooks, incluidos al menos 11 millones solo en el cuarto trimestre.

Las dos empresas difieren ligeramente en algunas estadísticas, pero hay algo que no se puede discutir: 2020 fue el mejor año de la historia de los Chromebooks, con diferencia. Sin embargo, su cuota de mercado estimada sigue siendo de alrededor del 1,91% en enero de 2021 (StatCounter), solo un ligero aumento respecto a 12 meses antes.

No obstante, son cifras impresionantes para un sistema operativo que parecía destinado al fracaso cuando se lanzó en 2011. Los primeros dispositivos, como el Acer AC700 y el Samsung Series 5, fueron muy criticados por su dependencia directa de la conexión a Internet y su falta de funcionalidad en comparación con los dispositivos Windows o macOS.

Sin embargo, la persistencia de Google con Chrome OS ha resultado ser una decisión acertada. Una vez que la propia compañía se unió a la producción de hardware por parte de empresas como Lenovo y HP, estaba claro que Chrome OS tenía un futuro brillante. En 2016, menos de cinco años después de su lanzamiento, los Chromebooks se vendían más que los Mac en Estados Unidos.

Las cifras anteriores para 2020 habrían sido apenas creíbles hace una década, aunque la pandemia ha jugado un papel importante. El cambio hacia el trabajo a distancia para muchas personas hizo que la demanda se disparara, y la relativa asequibilidad de los Chromebooks los convirtió en una opción popular. Hay menos ganas de gastar cuatro cifras en un nuevo PC, y los Chromebooks han demostrado que no es necesario para mucha gente.

Chrome OS también es increíblemente popular en el sector de la educación, ya que Google ha dedicado muchos recursos para permitir una escolarización eficaz, incluso antes de la pandemia. Dado que muchos jóvenes tienen que aprender desde casa, parece que la demanda seguirá siendo alta en el futuro inmediato.

Windows 10X podría complicar las cosas

Sin embargo, podría no ser un camino de rosas para Chrome OS en 2021. Microsoft dio a conocer una nueva versión de Windows conocida como Windows 10X en 2019, y se espera que finalmente llegue al mercado este año. El software está diseñado para dispositivos de doble pantalla como el próximo Surface Neo, pero primero llegará a los portátiles normales y a los 2 en 1.