Tras un año de trabajo, la nueva versión de Drupal ofrece mejoras en usabilidad, seguridad, rendimiento y mantenibilidad. Hasta ahora una de las mayores criticas que recibía este CMS era lo complejo que resultaba de instalar y administrar, lo que hacia retraerse de usarlo a muchos usuarios.

Entre las nuevas características se incluye un proceso de instalación simplificada con configuraciones automáticas, así como capacidad de soportar sitios multilingües.

Para el administrador se han mejorado las herramientas mediante técnicas de AJAX y se han simplificado las tareas.

Además se anuncian "dramáticas mejoras de rendimiento", permitiendo acelerar el funcionamiento de los sitios con muchos usuarios concurrentes.