Para los usuarios que se estén mudando de una cuenta de correo convencional o comercial, como por ejemplo de Outlook a Gmail, acostumbrarse a una nueva interfaz completamente distinta puede llevar unos cuantos días, pero afortunadamente Gmail es bastante intuitivo y fácil de aprender, más aun con estos prácticos consejos:

1. Habilitar el panel de vista previa

El  aspecto de Gmail nos lleva directamente a leer los mensajes del buzón de entrada, ya que no hay ningún panel previo como en otras direcciones de correo, sino que directamente nos aparece la lista de mensajes recibidos. Aunque se puede modificar según las preferencias del usuario.

2. Cómo utilizar las etiquetas

Comparado con la clasificación de carpetas de Outlook, Gmail puede resultar un tanto anárquico, pero una vez que se asumen los conceptos de las nuevas etiquetas no resulta tan caótico, sólo hay que ir experimentando con las nuevas carpetas. No obstante, Google ofrece tutoriales sobre ‘cómo utilizar las funciones avanzadas de Gmail’.

3. App SmartInbox para Gmail

SmartInbox es una especie de barra que emula a las de las redes sociales y muestra la lista de mensajes y de contactos, es compatible con Chrome, Firefox y Safari, pero no con Internet Explorer.  gmail