El dispositivo Nit Occlud fue diseñado por el cardiólogo Franz Freudenthal, que estableció su clínica en la ciudad boliviana de La Paz. Su objetivo es ayudar a niños que nacen con un problema congénito de corazón (un "pequeño agujero"). Para ello ha diseñado un singular invento que une tecnología de la salud y técnicas artesanales de tejido, capaz de corregir una gran variedad de cardiopatías, entre ellas la denominada "persistencia del ductus arterioso".

En la creación de este dispositivo se utiliza alambre de nitinol, aleación de níquel y titanio, originalmente utilizado por militares en Estados Unidos. Gracias a dicho metal es posible crear diminutos implantes (de tan sólo milímetros), que permiten cerrar u ocluir el ductus arterioso.

Se trata de implantes que carecen de soldaduras, ya que se realizan con un solo alambre de nitinol. Son tan delicados y sofisticados, y están tan cuidadosamente realizados, que sólo pueden fabricarse de manera artesanal y no industrial. Para crearlos a mano es necesaria una gran destreza. De ahí que se utilicen técnicas textiles ancestrales del pueblo aymara.

El nitinol es un metal inteligente, lo que significa en palabras de Freudenthal"que configuramos el implante fuera del paciente, lo introducimos por un catéter muy delgado lo empujamos y cuando llegamos al lugar, gracias a la memoria del metal, el dispositivo vuelve al tamaño original, recuperando la forma que nosotros hemos querido darle".

Sin duda ésa es otra de las ventajas de esta técnica; que no es necesaria una operación a corazón abierto sino que es posible implantar los dispositivos a través de un catéter.

Puedes ver el espectacular método de creación de estos dispositivos, a través de este enlace.

Fotografía ©: Franz Freudenthal