Nuance Communications, proveedor de soluciones de lenguaje y voz, ha presentado Nina, el primer asistente virtual inteligente que se integra con Amazon Alexa.

Desde que fuese presentada en 2012, Nina ha ido evolucionando hasta convertirse en una gran plataforma al servicio del cliente, ofreciendo una experiencia coherente a través de la web, móvil, IVR, mensajería y desde ahora, en canales IoT como Amazon Echo vía Alexa. 

“Es realmente increíble pensar en ampliar los canales a través de los cuales los usuarios pueden interactuar con una marca para recibir un determinado servicio”, afirma Robert Weideman, vicepresidente ejecutivo y gerente de la división Enterprise de Nuance.

“Con Nina, podemos ofrecer a las empresas la capacidad de diseñar un asistente virtual y ejecutar en aquellos canales en los que sus usuarios participan de forma segura y asequible. Nina para Amazon Alexa es el primer ejemplo en el que la plataforma permite el ‘engagement’ a través de dispositivos IoT. Además, es la primera vez que dos asistentes virtuales, Nuance Nina y Amazon Alexa, trabajan de forma conjunta para ofrecer un servicio al cliente óptimo.”

Las capacidades conversacionales, cognitivas y de Inteligencia Artificial de Nuance, son aprovechadas por Nina para proporcionar experiencias automatizadas

Nina ofrece un innovador sistema de asistencia de chat automatizado y en vivo, que garantiza un alto grado en la satisfacción del cliente y permite el ahorro de costes para la empresa.  

Coca- Cola, Domino’s, Garanti Bank o ING Netherlands son algunas de las grandes marcas a nivel internacional que ya han adoptado a Nina.