Aún no se conocen los detalles de las negociaciones en curso, que sí parecen confirmadas, según The Wall Street Journal. El diario informa que el servicio permitiría a los usuarios realizar pagos desde sus cuentas a otras personas por medio de su teléfono.

Las entidades involucradas son JP Morgan Chase, Capital One, Wells Fargo y US Bancorp, según la misma fuente, y de llegar a buen puerto las negociaciones, podría convertirse en el mejor impulso para el mercado de este tipo de pagos.

Otros competidores, como Venmo, de PayPal, y los servicios de Google y Facebook, ya ofrecen hacen estas operaciones, pero su penetración es baja entre los usuarios de smartphones.

Cosa distinta ha sido Apple Pay que en menos de un año se ha convertido en verdadero catalizador del mercado de pagos móviles, aunque llegó tres años después de Google Wallet.

No obstante, las transacciones a través de smartphones tienen un gran campo para crecer.