La integración de las dos unidades de negocio de Toshiba España pretende aumentar la eficiencia de ambas, después de notar que una amplia diversidad de productos de Toshiba se puede encuadrar en las dos divisiones a la vez. Esta situación implicaba que ante un mismo producto (un ordenador portátil) los ingenieros de ventas de Toshiba tenían que presentarlo como un producto de la división de Informática y también como un producto audiovisual, en tanto en cuanto -y por sus capacidades- permite a los usuarios ver la televisión o ver una película en DVD; como por ejemplo el Qosmio, del que se han vendido en todo el mundo más de 160.000 unidades.

La decisión de integrar ambas unidades se planteó a mediados de agosto y desde las oficinas centrales europeas se animó a España a seguir con esta estrategia. De hecho, en caso de éxito de esta experiencia pionera en Toshiba, se llevaría a otros países.

Nuevas tecnologías

Ante la llegada del SIMO, Toshiba ha anunciado su apuesta –junto a Canon- de la tecnología SED (similar al plasma pero con la tecnología CRT). Tampoco ha querido Toshiba dejar de mencionar su trabajo en el desarrollo de un teléfono móvil a través de Vodafone.

www.toshiba.es