El Ministerio de Industria, Energía y Turismo ha convocado ayudas por un importe de 63 millones de euros para extender las redes de banda ancha ultrarrápida a zonas que no tienen cobertura actualmente y que no resultan rentables para los operadores sin ayudas públicas.

Con la iniciativa, que se enmarca dentro de la Agenda Digital española, se busca reducir la brecha digital y llevar la cobertura de las redes públicas de comunicaciones electrónicas capaces de proporcionar servicios de banda ancha de alta velocidad (30 Mbps o superior) y de muy alta velocidad (100 Mbps o superior) a las zonas sin cobertura actual ni prevista en los próximos tres años, denominadas zonas blancas NGA, a través de proyectos que se adecuen a alguna de estas tres líneas de actuación siguientes:

- Línea A, relativa a la extensión de la cobertura de las redes de acceso de muy alta velocidad (100 Mbps o superior).

- Línea B, relativa a la extensión de la cobertura de puntos de acceso o backhauls.

- Línea C, relativa a la extensión de la cobertura de las redes de acceso de alta velocidad (30 Mbps o superior).

Estas ayudas, cuyas bases están en el portal de ayudas del Ministerio, se cofinancian con el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) en el marco del Programa Operativo de Crecimiento Inteligente 2014-2020. En un comunicado se explica que “la intensidad máxima de la ayuda en esta convocatoria no podrá superar el 35 por ciento de las inversiones, salvo en Extremadura, que por su condición de región menos desarrollada a efectos del FEDER, este límite será del 45 por ciento.