Toyota ha confirmado que mostrará en la edición de CES 2014 su prototipo de vehículo FCV (Fuel Cell Vehicle) que utiliza pila de combustible de hidrógeno, en lugar de carburante, convirtiendo dicho hidrógeno en electricidad. Mostrado por vez primera en el Tokyo Motor Show del pasado año 2013, la marca espera poder lanzarlo oficialmente a lo largo del año 2015.

La idea es poder alcanzar una autonomía de al menos 500 kilómetros con una sola recarga, con la novedad de que dicha recarga apenas dure tres minutos, el tiempo habitual que empleamos para llenar el depósito de gasolina de los vehículos actuales.

El hidrógeno líquido es una fuente de combustible fácilmente disponible que podría almacenarse como ahora en estaciones de servicio y no desprende emisiones, con lo que da grandes expectativas al proyecto.