Descubierto por un buscador de fallos de Malware.com que ya ha encontrado varios agujeros en software de Microsoft, el fallo ha sido calificado como “moderadamente crítico”, lo cual significa que se puede esperar un poco hasta arreglarlo, aunque no indefinidamente. La explicación oficial es que “permite construir una carpeta maliciosa que contenga código de script y un archivo ejecutable. Esto se puede utilizar para que Windows Explorer ejecute automáticamente código en el sistema del usuario si éste abre la carpeta”.

No se espera que Microsoft publique parches al menos en un par de semanas, así que la recomendación es no abrir carpetas “inusuales”.