Toshiba empezará a vender a partir de abril chips de memoria flash NAND capaces de almacenar hasta 2 GB de datos. Estos chips permitirán la existencia de tarjetas de memoria flash con mayor capacidad. Esto es debido a que la capacidad de estas tarjetas, utilizadas habitualmente en cámaras digitales, reproductores de música y otros gadgets, presentan limitaciones en cuanto al número de chips que pueden acumular en su interior. Al poderse almacenar mayor cantidad de datos dentro de cada chip individual se podrá aumentar la capacidad de las tarjetas utilizadas en este tipo de dispositivos. Los chips para el uso comercial estarán disponibles en abril, según Hiroko Mochida, portavoz de Toshiba en Tokio.

Los chips tienen la mayor capacidad disponible hasta ahora por parte de cualquier fabricante, según Toshiba, y están basados en un nuevo proceso de producción desarrollado por la compañía japonesa y su socio Sandisk. El proceso de producción de 56 nanometros permite duplicar la densidad de memoria en relación al actual proceso de 70 nanometros utilizado actualmente por Toshiba.

Los samples de 2 GB tendrán un precio de 31 dólares por chip.