El primero de estos equipos, el Satellite 4000 se convierte en el modelo más bajo de la gama de equipos de Toshiba y está, según señaló José Sánchez, responsable de productos de la empresa, "especialmente indicado para cualquier usuario que quiera acceder por primera vez a soluciones portátiles tecnológicamente avanzadas, pero simples de utilizar y a un precio muy competitivo". Han sido diseñados para PYMES, estudiantes profesionales liberales, entre otros. Destacar, entre sus características básicas la integración del procesador Pentium II a 233 MHz, con tecnología MMX, memoria SDRAM de 32 MB ampliable hasta 160 MB. Lleva integrado CD-ROM de x24 y disquetera interna así como pantalla de 12,1 pulgadas con tecnología TFT de matriz activa o DSTN. El precio de la configuración básica estará alrededor de las 330.000 pesetas y los equipos más sofisticados rondarán las 430.000 pesetas.

El segundo anuncio de Toshiba es el Portégé 7010CT cuya característica más destacable es su reducido peso, 1,8 kilos y su grosor, solo 25 mm así como la incorporación de la una tecnología de teclado que exige menos presión de la habitual al usuario. Su aspecto exterior también se ha modificado, presentándose con una carcasa gris oscura con una tapa plateada, ambas realizadas en magnesio. Integra un procesador Pentium II a 300 MHz, 32 MB de SDRAM ampliables a 160 y un disco duro de 4,12 GB, lo que permite el manejo de cualquier tipo de aplicación gráfica, multimedia o grandes bases de datos, algo fundamental, pues es un notebook pensado para usuarios que necesitan una gran movilidad. En cuanto a su precio, saldrá al mercado a partir de las 576.000 pesetas.

Por último los equipos integrados en la parte más alta de la gama, la familia Tecra, que se amplia con cinco nuevos modelos cuyo precio va desde las 515.00 pesetas el más básico hasta las 674.000 pesetas. Los equipos se basan en el Pentium II con velocidades de 233, 266 y 300 MHz e incorporan distintos tipos de pantallas que van desde las de 12,1 pulgadas de matriz activa DSTN o TFT, con resolución de 800 x600 pixels, hasta las de 13,3 y 14,1 pulgadas con tecnología TFT. En cuanto a la memoria van equipados con SDRAM de 32 ó 64 MB expandibles hasta los 256 MB y memoria caché de segundo nivel de 512 KB. Todos los modelos integran lector CD-ROM de x24, y el más alto de la gama lector DVD-ROM de x2. "Nuestro objetivo con estos equipos ha sido", aseguró José Sánchez, "ofrecer a los usuarios una plataforma estable, con continuidad en el tiempo y altamente flexible. Compatible con modelos antiguos pero también con los que podamos lanzar en el futuro".

Toshiba controla el 38% del mercado español de portátiles

Según los datos aportados por distintas consultoras, la División informática de Toshiba en España ha experimentado, en el segundo trimestre de 1998, un crecimiento del 46,4% en el número de unidades vendidas, lo que significa una cuota de mercado de informática móvil del 38%. Esto significa que se ha convertido en la filial europea con mayor cuota de participación de este mercado.

Tras el crecimiento experimentado en este período, Toshiba se sitúa como la quinta empresa española del ranking de compañías suministradores de PC con una cuta de participación en el mercado español de ordenadores personales del 4,5%.

Por otra parte y con respecto al peso de la informática portátil sobre la de sobremesa, también ha crecido en este período. Mientras que en el segundo trimestre de 1997, el 10,1% de los ordenadores vendidos en nuestro país fueron portátiles, en el segundo trimestre de 1998 este porcentaje ha crecido hasta el 11,9%.

Toshiba

Tel. 91 660 67 00

Fax 91 660 67 25

www.toshiba.es