Aunque muchas compañías aéreas están abandonando su oferta de acceso a Internet a través de redes WiFi, otras esperan tener más éxito a la hora de permitir a sus pasajeros el poder hablar por sus teléfonos móviles,

Emirates Airline ha firmado un acuerdo con AeroMobile, una joint venture entre Arinc y la Telenor, para permitir el uso de teléfonos móviles a bordo.

La compañía aérea espera lanzar este servicio en uno de sus Boeing 777 a lo largo del próximo año y una vez que reciba todas las aprobaciones necesarias.

AeroMobile se suma así a la oferta de OnAir, otra joint venture entre, en esta ocasión, Airbus y SITA, opción escogida por TAP-Air Portugal y BMI (British Midland Airlines) para ofrecer telefonía móvil a bordo de sus aviones.

Aunque en Europa ya se ha constatado el interés por permitir el uso de estas tecnologías en pleno vuelo, en Estados Unidos aún se están efectuando pruebas por parte de las autoridades de seguridad civil y de las comunicaciones por radio.

En este sentido, los responsables de AeroMobile aseguran que su sistema permite a la tripulación de cabina controlar en todo momento el sistema y desactivar, por ejemplo, el sistema de llamadas cuando se viaja de noche.

En cualquier caso, Emirates Airline y AeroMobile planean ofrecer acceso a Internet utilizando la tecnología GPRS, que también dará soporte a BlackBerry y dispositivos Palm Treo.