Rafael Luis, director de telecomunicaciones para España, Portugal, Latinoamérica y Sudáfrica de Sema, cuya actividad se centra en suministrar soluciones de negocio y sistemas de información críticos, ha explicado que "la compañía se está centrando en mejorar la rentabilidad mediante determinados servicios, como mensajería (SMS), que ha pasado de ser algo marginal para las operadoras en una importante fuente de negocio". Sin embargo, Luis ha comentado que Sema afronta nuevos retos como la constitución de una plataforma para efectuar el comercio a través del teléfono móvil. Asimismo, la compañía desarrollará nuevos servicios como el número único, tecnología WAP, localización, comunidades, etc.

Sema ha orientado además su estrategia hacia la facturación dentro de las telecomunicaciones celulares, desde el GSM hasta el GPRS pasando por WAP, con más de 150 millones de abonados que reciben la factura mediante Sema y más de 60 millones de usuarios con sistema prepago, trabajando con la mayoría de operadoras globales en todo el mundo: France Telecom, Vodacom, Smart Tone, Telefónica, etc.

Para ello, Sema cuenta con SemaVision BSCS, con tarificación en tiempo real, presentación electrónica de facturas, gestión de puntos de venta y provisionamiento.

De cara al futuro, Neil Wentworth, director de centro de competencia de Madrid, ha señalado que "poner precio a lo que consumimos es uno de los puntos clave" y, en relación con los servicios de tercera generación, ha explicado el modo de operar: "Se llegará a un híbrido entre la facturación y el sistema prepago, con una tarificación en tiempo real y más cercano a la red". Para estos servicios se ha creado además el 3G Pack, "un sistema monolítico de 2G que no presenta problemas en la migración de los servicios".

www.sema.es