Silicon Graphics ha presentado tres equipos, dos sistemas de visualización y una estación de trabajo. La estación de trabajo, Silicon Graphics Fuel, incorpora el procesador R14000A de MIPS, sistema gráfico 3D VPro para el sistema operativo IRIX de 64 bits y un ancho de banda basado en la familia 3000 Onyx de SGI, de 3,2 GB por segundo y 1,6 GB por segundo para gráficos. La estación de trabajo dispone de canal dual para un área doble de pantalla con una única tarjeta gráfica de resoluciones de hasta 1.920 x 1.200 a 72 MHz en cada pantalla. La oferta de SGI se complementa con dos sistemas de visualización denominados InfinityReality3 e InfinityPerformance. El primero de ellos se sirve de la arquitectura modular NUMAflex y es escalable hasta 32 CPU y dos pipes gráficos en una única configuración de rack. La versión Performance ofrece, según la compañía, más del doble de prestaciones gráficas interactivas que la competencia. La estación de trabajo Fuel V10 cuesta 14.885 e, Infinity Reality cuesta 150.053 e e Infinity Performance139.965,00 e.

www.sgi.com